Heavy Symphonic Death Black Power Folk Progressive Viking Epic Melodeath Speed Avant-Garde Thrash Gothic Doom... críticas, comentarios y reviews de Metal, pero sólo a veces

Visitas

lunes, 11 de diciembre de 2017

Archspire - "Relentless Mutation" (Technical Death)

Cuando uno piensa que lo ha escuchado todo se aparecen discos como este. Decir sólo que "Relentless Mutation" de los canadienses Archispire es un buen trabajo Technical Death, de la más pura extracción, es hacerle un flaco favor a uno de los discos más innovadores del año. Reconozco que no conocía a la banda a pesar de tener dos discos previos, pero en todo caso por lo que he leído pareciera que no es sino con éste que están llamando la atención y de qué manera.


"Relentless Mutation" es ciertamente uno de esos discos del Techdeath en el que el grupo se esmera especialmente en la ejecución instrumental, haciendo gala de las capacidades de todos sus componentes, tanto guitarras y bajo -de más cuerdas que las tradicionales (hasta ocho)- con riffs y desarrollos absurdamente complejos y cambiantes, con una extraordinaria muestra en la batería que debe haberle restado años de vida al dueño de las baquetas, Spencer Prewett, de impresionante calidad. Pero no es ahí donde el disco cobra una vida inusitada, es en la voz de Oli Peters, poseedor de una técnica que no logro reconocer totalmente; su vocalización (no estoy seguro si llamarlo growl, scream o squeal) pareciera que sale de una garganta mejorada biónicamente con una metralleta.

El songwriting de este disco es bueno y a veces más que eso,  su duración -de apenas treinta minutos- posiblemente sea la precisa para sobrevivir a tanta agresión dejando el gustico en el sentido del oído y reitero, la demostración instrumental del tipo que no tiene nada que envidiarle a los mejores exponentes del género, precisa y enfocada. Hay que unirle a todo este paquete el hecho de que la grabación es una absoluta delicia, pudiendo ser uno de los discos que mejor grabación tiene en 2017. Pero todos estos halagos no terminan de contar la historia.

La voz de Peters es de un nivel extraterrestre. Superado -para los menos iniciados en el Death- el impacto de la aridez y potencia del sonido, recomiendo ampliamente detenerse a escuchar una de las muestras más novedosas en materia de presentación vocal. Con decirles que he hecho un esfuerzo de memoria para recordar a alguien que sea  tan veloz y destructor en su muestra y francamente creo que no hay nadie que sea capaz de sonar así. Habría sido muy fácil caer en mediocridades, incluso en poses hilarantes... pero no, esto es clase y calidad. 

"Rentless Mutation" de Archspire es uno de los mejores discos del año, no sólo por la excepcional muestra musical del Technical que la banda ejecuta, además de que los temas que lo componen son de gran calidad, todas las canciones, especialmente  Involuntary Dopleganger y Human Murmuration,  sino por su extraordinaria innovación sonora, mayormente producto de la sobrehumana capacidad de su cantante. donde resplandece y se distingue con fuerza. Simplemente espectacular.

9/10. Nominado como Disco del Año.

martes, 5 de diciembre de 2017

Wormwood - "Ghostlands - Wounds From A Bleeding Earth" (Melodic Black / Folk)

Otro de esos discos necesarios este año es el debut de Wormwood, suecos que hacen un trabajo en clave Black Melódico, con elementos Folk, no necesariamente mezclándolo en el sentido de tradicional del término, sino más bien mostrándolo en temas por separado. Algunas de las canciones de "Ghostlands - Wounds From A Bleeding Earth" son puramente Black y otras fundamentalmente Folk, sólo unos pocos, especialmente en Tidh Ok Ödhe y alguna otra es donde se percibe la fusión... es como raro, la sensación a veces es como si dos bandas hubieran realizado el disco al mismo tiempo.
 

En todo caso, a pesar de que el trabajo tiene varios temas usuales, de los que típicamente se encuentran en esa bandas noreuropeas que pululan por los festivales de verano, también hay canciones sobresalientes, muy intensan, de riff y melodías preciosistas, destacando dos temas en particular, como son Under Hennes Vingslag y Godless Serenade, esta última una canción de belleza especial, cautivante y con uno de los desarrollos melódicos más hermosos del año, quedando nominada sin duda como fuerte contendiente a Canción del Año de ELOMC.

En general el disco se une bien gracias a la voz de Nine, poseedor de un growl interesante, que sin ser el más potente que haya escuchado, se esmera y mimetiza como un instrumento más de la banda, demostrando que no es ningún novato, sino por el contrario, tiene experiencia. Su voz limpia, que usa unas pocas veces, junto con la voz femenina que se presta para los temas de perspectiva Folk también está bien lograda. El paquete musical en general es excelente, de primer nivel de ejecución instrumental y grabación, gastándose incluso un rango dinámico de 9 dB, inusual ciertamente para lo que hoy se muestra por ahí.

La verdadera contribución de la banda pareciera estar en el songwriting, pues casi todos los temas tienen algo, no facilón sino de calidad, dando la impresión de que envejecerán bien, permitiendo volver de cuando en cuando a "Ghostlands" para redescubrir emociones y acordes intensos, divertidos -algunos muy atmosféricos y épicos- y en general bien logrados. El disco, durante sus canciones del centro se hace menos sorprendente, pero al igual que con sus primeros tres temas, cierra con otros tres que ofrecen bastante, incluyendo una novedad poco usual en el Black, como es la perspectiva Heavy de la guitarra líder. Me parece que este elemento será el que más sorprenda a los oidores y como ha mi, puede que les haga levantar la cabeza... fresco el uso de las seis cuerdas en estas canciones.

Wormwood pareciera que con ""Ghostlands - Wounds From A Bleeding Earth" se ha ganado el derecho de ser seguido, aunque sea sólo para verificar si su próxima grabación -como digo generalmente: el crítico segundo disco- repite toda la calidad que parece tener y no se convierten en flor de un día. Redondo el trabajo, apenas algunas canciones más usuales, pero pinta bien.

8.5/10
 

domingo, 3 de diciembre de 2017

Krueger - "XXV" (Death / Grindcore / Porncore)

En Venezuela Krueger es una institución, recuerdo que tuve el privilegio de ver uno de sus momentos culminantes  en el templo sagrado -ahora casi cerrado al Rock y Metal- de El Poliedro de Caracas hace unos pocos años, cuando Carcass era cartel principal... aturdiendo los sentidos de quince mil personas que se entregaron y corearon todo, incluyendo su mayor éxito, Mamera, Zona de Muerte, como si de los líderes de ese cartel y su último disco se tratara, por eso me iré con cuidado pues piso suelo sagrado.


Cinco discos previos y cuatro años después de su último "Venezuela: Cuentos Grotescos De Amor Y Muerte" (2013) y con sorprendentes cinco lustros de formación a cuestas, celebran con "XXV", disco que ve luz en uno de los ambientes políticos, sociales y económicos más complejos que ha vivido no solamente Venezuela, sino país alguno en la historia reciente y en él muestran esa carga vivencial de  rabia y fuerza Grindcore, Porncore, Death a secas... llámelo como quiera, esto es ácido muriático sonoro, del que sólo los privilegiados -pero que contradictoriamente nos contamos por miles- sabemos apreciar.

El disco no tiene debilidad, es frontal y energético. Sus quince temas tienen la escuela y secuela de la experiencia de la banda liderada por Gaetano Ianuzzi en la guitarra y Carlos Sanchez en la voz... o lo que sea ese growl brutal que se gasta. Cuarenta minutos y quince temas que reflejan cosas que como sociedad estamos viviendo en este lugar del mundo, sin poses, ni caricaturas. Letras eróticas y violentas que cuentan qué se siente y  cómo estamos por aquí, la emoción que eso produce en el ánimo, todo matizado con esos toques Porn y Gore que pintan sensaciones.

El que crea que "XXV" es sólo histrionismo metalero no le ha dado su debida oportunidad. Este disco contiene todo aquello que los amantes del estilo persiguen, riff ácidos y cortantes y un ritmo destructor. Brinda el estilo propio de la banda, con destellos de eficiencia técnica que se perciben aquí y allá, especialmente de la mitad del disco en adelante, siendo quizás donde más en su auto-homenaje de cierre, el tema instrumental XXV. Le faltó quizás algún par de canciones bandera, pero el tiempo decantará qué tanto puede perdurar en la memoria, de momento para mí "XXV" se debe percibir como un todo.

Krueger y "XXV" hablan de mucho más que Metal, pues en un país donde la constancia es una virtud escasa y más aún donde las carencias y dificultades hace de este tipo de muestras -al menos de este nivel de calidad- una verdadera proeza y una prueba de dedicación por lo que se quiere, se recibe con mayor satisfacción, como un trabajo que tiene clase, es interesante, espectacular y destructor. No creo que para cerrar se pueda decir algo sutil o 'perspicaz' ante un estilo como el de Krueger, ya que la muestra no es sino un ataque sensorial y sin embargo, tiene tantos cambios, fuerza, intensidad y crudeza como el de las mejores bandas. Bien por Krueger y sus años de lucha.

8/10

jueves, 30 de noviembre de 2017

Beast In Black - "Berserker" (Heavy / Power)

En el maremágnum de noticias del dia a día de este gran mundo metálico había dejado totalmente de lado "Berserker" de Beast In Black. En primer lugar mi mente leía Battle Beast en la portada, influenciado supongo por el león y fuente de la letra que la decora y como mi relación con la banda ha decaído mucho, incluso después de verlos en vivo junto a Majesty en Madrid este año, pensé pasarlos de largo. Sin embargo revisando qué se me puede estar quedando en el tintero antes de que termine 2017, me di cuenta que esta banda está en los números de algunos y que no eran los finlandeses aquellos... aunque son finlandeses y su guitarrista es el mismo y suenan demasiado parecido para ser casualidad. Si, yo también estoy confundido.
 

Cuando hay una cita a 'diferencias creativas' en la despedida oficial, la verdad es que se está diciendo que a sus ojos ha ocurrido una de dos cosas, o la banda ya no es lo que era, o lo que es ya no es bueno... puede que incluso una mezcla de las dos cosas. También es público y notorio concluir, superadas las pasiones normales, que Battle Beast ha decaído, para mí incluso desde de su segundo disco y la salida de la brutal cantante Nitte Valo. Lo siguen intentando pero algo no está haciendo click. Ahora con el abandono de Anton Kabanen, principal compositor y -repito- anterior guitarrista, para formar Beast In Black, parece que comienza una nueva era, aunque no haya demostrado demasiada imaginación con el nombre de la banda.
 
La pregunta lógica entonces será ¿Es bueno Battle Beast 2.0, perdón... Beast In Black? Creo que se puede asegurar con bastante certeza que es aceptable. Obviando las similitudes evidentes en voz y estilo, el songwriting de la banda es algo mejor, a pesar de algunos sonidos Electro Novento-Pop que no terminan de convencerme, como en la insufrible canción Crazy, Mad, Insane, la cual el día que puedan tendrán que explicarme, pero el resto del trabajo está unos peldaños más arriba. El uso de los sintetizadores es abusivo en algunos temas y la batería quizás un poco básica, pero cuando los temas aciertan en su perspectiva Heavy, creo que el trabajo mejora.
 
Al menos las primeras cuatro o cinco canciones del disco se sienten fruto de una interesante inspiración, destacando Beast In Black, Blind And Frozen -single y principal atracción del trabajo- y Blood Of A Lion, luego de la mitad del disco en adelante hay más 'momentos' que canciones enteras que le hagan favor al género, sin embargo comparando lo que esta nueva banda trae como herencia, diría que tiene oportunidades de sobrevivir en el competido mundo del Metal melódico con oportunidad; cierra aceptablemente con End Of The World y la balada Ghost In The Rain.

El disco, en el fondo, no es tan bueno como quisiera que fuera y para mí no alcanza las cotas de perfección que algunos han querido ver, luciendo que su perspectiva está claramente enfocada en un público que espera sonidos más amables, de riffs fáciles y coros para acompañar. Seguro que una presentación en vivo vale la pena, pero no me veo revisando con frecuencia a "Berserker", pues adolece de sorpresa y se excede en su perspectiva melódica.

Buena voz la de Yannis Papadopoulos (ex Wardrum), velocidad, la diversión de masas esperable y una guitarra líder que como es lógico trata de toma protagonismo, pero con demasiados elementos que lo hacen excesivamente comercial en su visión melódica y poco novedoso.

6.5/10
 

martes, 28 de noviembre de 2017

Xanthochroid - "Of Erthe and Axen: Act II" (Symphonic Epic Black)

Puede que la pregunta que quede sin responder al final de este comentario sea 'por que es tan difícil conocerse a sí mismo'. "Of Erthe And Axen: Act I" es, como mínimo, un disco débil y soso, aún entendiendo que su perspectiva podría ser la de convertirse en un contrapeso del "Act II". Peca pues Xanthrochroid de abuso de sus propias fuerzas. Pudiendo hacer un disco como éste, completo e interesante, se decantan por excederse... supongo que al menos habrán ganado en experiencia.
 
 
Dos meses después del faux pas finalmente los noruegos Blacksinfoépicos han mostrado lo que todos estábamos esperando, un disco histriónico, cinematográfico, llenos de cambios, emoción, riff y calidad instrumental como ya les había conocido. Si la intención -y no hago más comentarios respecto al punto- era hacer un claroscuro, lo han logrado. Lo que si es cierto es que con este trabajo se exculpan y crean esos sonidos que van a perdurar, un poco menos tendientes hacia el Black que en "Blessed He With Boils" (2012) pero con gran calidad.

Incorporación de sonidos tomados del Jazz, mucha música con elementos de bandas sonoras, una buena mezcla de voces, scream agudo y limpias, que se alternan de cantos solos a coro, genial y compleja batería, una guitarra -tanto acústica como eléctrica- de la que salen hermosos riffs y especialmente un carácter bastante más propio, ya casi sin aquellos elementos tomados de Fleshgod Appocalyse que influenciaron su disco debut, convierten a "Of Erthe And Axen: Act II" en el verdadero sucesor y crítico segundo disco de Xanthrochroid, al menos a mis ojos.

El songwriting del disco es francamente bueno, la cantidad de variaciones y melodías que lo componen son de primer orden, hay temas, como Of Aching Empty Pain, Through Chains That Drag Us Downward -francamente buena y nominada a Canción del Año de ELOMC- y Toward Truth And Reconciliation que se quedan grabados en la memoria y siendo ese el fin último del arte -como es trascender-, creo que la banda se ha redimido, haciéndome y haciéndose el difícil favor del 'segundo aire'. Incluso la duración del trabajo, en sus cincuenta minutos clavados, es perfecta, pues se evita el empalagamiento propio del unos sonidos tan grandilocuentes como los que se sienten aquí.

Percibo nuevamente, como también ocurrió con "Act I", los detalles que hablan de crecimiento en el nivel de la banda, la excelente grabación y arreglos, a la vez de la incorporación de alguna voz femenina para contraste y el elevado nivel de teatralidad que en la que la emoción y el sentimiento se vierten en su justa medida, sin abusos ni poses caricaturescas.

Bien por Xanthrochroid, gracias por un buen disco y por devolverle al género la calidad que necesitaba. Para las demás bandas, además de las influencias del buen sonido, que quede la experiencia de que no siempre -casi nunca- 'tratar mucho' es 'tratar mejor'.

8/10
 

lunes, 27 de noviembre de 2017

Bell Witch - "Mirror Reaper" (Funeral Doom)

No es fácil comentar de un estilo como el Funeral Doom, su esencia es tan específica que a los seguidores no hay mucho que explicarles, a los menos gustosos casi nada los hará acercarse al género y a los novatos les puede llevar cierto tiempo. Sin embargo Bell Witch creo que merece unas palabras y es que "Mirror Reaper" se percibe como uno de esos extraños trabajos que, con todo y todo, atraen, incluso con la rareza añadida de ser básicamente un instrumental en su lado a, aunque aquí y allá se oiga una voz salida de ultratumba. Quizás desde el último trabajo de Evoken no me sentía tan honestamente intrigado por la recepción de un disco de este estilo, "Atra Morse" (2012) es fácilmente uno de esos momentos definitorios para este estilo y este también lo puede ser.


Por supuesto que los fundamentos del Funeral están presentes en "Mirror Reaper", el ritmo dolorosamente lento es la característica más evidente de las dos canciones que componen la hora veinticuatro minutos que dura la entrega. Pero hay mucho más allá de lo que a primera vista parece. Un sentimiento profundo, cargado de una rabia -en As Above- y tristeza -en So Below- que convierten el atmosférico disco en algo que va más allá del sopor que semejantes sonidos podrían causar.

Diría que cada canción refleja sus elementos de forma clara, con crudeza, calidad y emoción. El primer tema, As Above, es muy oscuro, brutal y cargado de sentimientos agrios; en su enorme duración no se siente aburrimiento, por el contrario, hipnotiza sin adormilar, gracias a los cambios algunos sutiles y otros frontales que se van sucediendo. Este es un gran tema. Pero siento que es en So Below donde "Mirror Reaper" destaca. Con su voz suave, totalmente contraria a lo escuchado y muy inusual en el género, incorpora sonidos hermosos e inspirados, con elementos tomados de la psicodelía setentosa, de gente como Pink Floyd. Este tema es fácilmente uno de los mejores que he oído en el estilo más lento existente en el Metal y lo dejo nominado como Canción del Año de ELOMC.

Si, es muy largo; si, es muy lento y si, es muy oscuro. Y es justamente todo eso lo que para algunos pueda convertir a "Mirror Reaper" en un trabajo del que alejarse, pero para mí (y creo que a unos cuantos metaleros amantes del litio y el dolor también) es exactamente esa extraordinaria capacidad de atraer la atención con un género tan específico, lo que me maravilla. El grado de dificultad que apareja sacar un disco que durante tanto tiempo, en el que un metrónomo tarda eras en hacer un recorrido y a la vez lograr mantener la atención, no puede sino maravillarme.

Este tercer disco del dúo americano Bell Witch, quienes ya en sus dos anteriores habían amenazado con grandes dosis de calidad será tomado en cuenta por los amantes del FDoom a la hora de sacar cuentas a final de año de lo que 2017 trajo.

8.5/10. Portada genial, queda también nominada en ese renglón.
 

jueves, 23 de noviembre de 2017

Amenra - "Mass VI" (Sludge)

La banda belga Amenra no puede dejar impasible a nadie. El Sludge es uno de esos géneros que no tiene términos medios, su característica fundamental -además de otras- es el scream roto, ese que te paralizaría el corazón si una madrugada alguien comenzara a ejecutarlo en la ventana de tu casa... posiblemente llamarías a la policía y ni te asomarías pensando que ya no tiene sentido, alguien que grita así debe haber sido traspasado con un machete... oxidado.
 

¿Pero acaso es todo impacto? Amenra demuestra que no, que la cantidad de melodía, riffs, emoción y ritmo que caben dentro del Sluge, lo convierte, como a casi cualquier cosa con herencia Doom, en algo que cuando está bien hecho, es una fuerza imparable. Así es la sexta celebración litúrgica que la banda presenta, llamada -cómo no- "Mass VI", quien sucede a otros cinco larga duración de igual perspectiva, dentro de los cuales el de mejor recuerdo acostumbra a ser mencionado su "Mass III" (2008).

"Mass VI" es un trabajo con un interesante toque atmosférico, cuya melodía y ritmo es hipnotizante, pero que tiene como punto focal la voz de Colin H. Van Eeckhout, quien discurre entre un tono dulce y el referido scream, permitiéndose transmitir todo tipo de emociones sombrías, apasionadas, oscuras, apocalípticas, espirituales y épicas. Este trabajo, parado desde lo vocal, puede ser el mejor del año, es sencillamente extraordinaria la capacidad de mezclar ese don con riffs hermosos, largos, melódicos y tristes que vuelven a repetirse. No por nada se dice en los sitios de comentarios frecuentes de la red que la banda destaca en sus presentaciones en vivo gracias a su derroche de sentimiento, con semejante material no lo pongo en duda.

Otro elemento para destacar de "Mass VI" es que, a pesar de ser un disco Sludge, el cual es un estilo que se precia de ser poco pulido en sus grabación, en este caso no es así, convirtiéndose por el contrario en un placer para los sentidos, absolutamente envolvente y lleno de detalles perceptibles, con una instrumentación precisa, especialmente en guitarra rítmica y bajo, que hacen resonar cualquier buen equipo.

El disco pareciera girar sobre un macro concepto sonoro en sus cuatro canciones principales, lo que habrá a quien le haga percibir poca diferencia entre temas, aunque gracias a la justa duración total, apenas por encima de los cuarenta minutos, hace que se oiga cómodamente; la segunda parte del disco, en todo caso, muestra más colores y variedad, aunque todo en general es más que disfrutable. Destaca en todo caso el tema A Solitary Reign el cual no puedo dejar de considerar una verdadera joya del género, cambiante, sufrido, interesante, hipnótico como dije, lo voy a dejar nominado como Canción del Año de ELOCM.

Por demás está decir que este es uno de los mejores discos Sludge en bastante tiempo y que aquellos metaleros que quieran descubrir las razones por las que el Metal es la banda sonora de la innovación y el histrionismo, encontrarán razones con "Mass VI" de Amenra.

9/10 Nominado como Disco del Año de ELOMC
 

lunes, 20 de noviembre de 2017

Summoning - "With Doom We Come" (Atmospheric Melodic Black)

Este dúo austríaco es una especie de banda de culto, de sonido muy especifico, fundamentalmente Black Atmosférico con elementos melódicos y tendencia al sonido grandilocuente, épico y cinematográfico. Para algunos es demasiado meloso, para otros su estilo de grabación es estridente y para los demás el tiempo entre trabajos lo hace difícil de seguir. Para mi son de lo mejor y más interesante que existe en el Metal, incluyendo su disco anterior, "Old Morning Dawn" (2013) posiblemente el mejor trabajo de este género existente. Léase bien, no dije uno de los mejores, dije 'el mejor'


Un poco más de cuatro años para presentar estos nuevos sonidos parece mucho ciertamente, pero mejora los siete que se tomaron previamente y sin embargo, si se cuenta la cantidad de discos que han publicado, ya alcanzan a ocho, sin sumar la cantidad de demos, splits y EP que han mostrado desde 1993, casi veinticinco años en estas lides, pues. En todo caso, para el que no sepa de que van, a lo que ha hecho Summoning se le considera como la música del 'Señor de los Anillos', pues su lírica esta totalmente enfocada en el trabajo de Tolkien.

Semejante hoja de vida no puede sino hacer suponer la anticipación que en lo particular tengo con "With Doom We Come" y lo cierto es que creo que Protector y Silenius (nombres de batalla de los integrantes de la banda) han logrado hacer nuevamente un trabajo a la altura de lo que de ellos se espera. Nuevamente un disco largo, intenso, emocionante, oscuro, lleno de detalles, con las características sonoras que los identifican como las voces salidas de lo más profundo de las cuevas de los orcos y el toque Folk que le da melodía a la dureza del tema.

"With Doom We Come" es cierto que no es tan impactante como el disco que lo precede, lo que no es una decepción, sencillamente recuerda que el rayo no cae en el mismo sitio dos veces, aún así el trabajo permite sumergirse en ese abrazo que aturde con sonidos diferentes a todo lo que existe en el Metal, con la excepción quizás de Caladan Brood, cuyo único disco (aunque dicen que si, que algo viene) conforma junto con "Old Morning Dawn" y otros pocos, una lista relativamente corta que se mantienen en mi rotación, no importa cuanto tiempo pase.

Carchroth, Herumor y With Doom I Come -ciertamente un tema cuya transmisión de dolor es espectacular- son las piezas mas interesantes y elocuentes de "With Doom We Come", en ellos se percibe esa visión musical de Summoning, la que pinta escenarios con sonidos y transporta a sitios diferentes gracias a su melodía. Como dicen de los músico clásicos, que si vivieran hoy serían metaleros, creo que si J.R.R. viviera hoy, algunas de las canciones de esta banda le servirían para el soundtrack de sus películas.

Una hora cinco minutos de un disco al que como crítica le diría que le pudo faltar algo de la emoción desbordada de su anterior, más estentoreidad en la musicalización y cierta similitud entre algunos temas, aun así me parece que sigue manteniendo a la banda en un sitio privilegiado del Atmosférico, aunque la distancia temporal entre trabajos le haga mella a la colectivización de su nombre.

7.5/10