Heavy, Symphonic, Death, Black, Power, Folk, Progressive, Viking, Epic, Melodeath, Speed, Avant-Garde, Thrash, Gothic, Doom... críticas, comentarios y reviews de Metal, pero sólo a veces

viernes, 27 de marzo de 2020

Mare Cognitum & Spectral Lore - "Wanderers: Astrology Of The Nine" (Melodic Black)

Este tipo de discos solo los puede producir el Metal, son una absoluta rareza, posiblemente destinados al ostracismo, la obscuridad y el olvido. Sin embargo su sonido no habla sino de la extraordinaria calidad, pasión y lujo artístico del que los herederos de Lemmy Kilmister, Bon Scott y Grim somos recipientes. Y aún así puede que a muchos les parezca que semejante trago es excesivo; no habría vergüenza en admitirlo... claramente no es para todos, sin embargo les recomiendo, les sugiero más que encarecidamente, se armen de valor y aunque sea una vez en la vida escuchen esto. No voy a decir que es cómodo, ni siquiera necesariamente divertido, pero es un valor, una razón de peso para explicar porque los metaleros nos distinguimos del resto de la humanidad musical.


Un par de músicos, Spectral Lore y Mare Cognitum, unipersonales por separado del Black -bien oscuros y desconocidos- unen esfuerzos para grabar con el título de "Wanderers: Astrology of the Nine" su versión de "The Planets", una de las obras de música Clásica contemporánea más importantes, de hecho considerada como la mayor influencia recibida por John Williams para componer la banda sonora de Star Wars, aunque éste nunca lo ha reconocido. "The Planets" es una obra para 'gran orquesta' en siete movimientos compuesta entre 1914-16 por el inglés Gustav Holst (siete porque ocho esos eran los planetas conocidos en el momento y no incluyó a la Tierra).

En las casi dos horas que este trabajo se pasea por lo que Holst hizo, planteado desde el punto de vista de la acritud y aridez del Black, se viaja a zonas ricas en sonidos, matices, calidad interpretativa, elementos que arrullan y exaltan... todo en ese tiempo. En lo personal diré que el trabajo me pareció extraordinario y aún siendo una obra muy conocida en el ambiente clásico, la contribución de Spectral Lore y Mare Cognitum es genial. No solo se trató de arreglar la pieza clásica al sonido del Metal, sino que se incorporó potencia y atmósfera, se tradujeron las melodías con buen gusto, se hizo emocionante y se logró lo principal, transmitir la emoción que la original logra.

Yo he tenido el privilegio de presenciar en vivo la ejecución de "Los Planetas", lo hice cuando la Orquesta Simón Bolívar, joya de El Sistema, la presentó en Caracas hace un par de años, por lo que creo que puedo comparar lo que el griego Nihilus Ayloss (a.k.a. Spectral Lore) y el americano Jacob Buczarski (a.k.a. Mare Cognitum) han realizado frente a la pieza de su inspiración y aunque es indudable que la espectacularidad de una 'gran orquesta' es única (se le acostumbra a decir así cuando tiene más de cien músicos en escena), en el marco de lo que significa "Wanderers: Astrology of the Nine", se logra mucho.

Pero más allá de la novedad y espectacularidad del experimento creo que el dúo logra una ejecución excelente. Su calidad interpretativa es de primer orden, los elementos típicos del Black Melódico están presentes en abundancia y bien logrados, la grabación es clara y técnica y el impacto sensorial -finalmente- completo. Reitero, puede no ser para todos, pero "Wanderers: Astrology of the Nine" es en sí mismo y por varios motivos un gran disco y sin la necesidad de conocer la obra de la que proviene tiene elementos suficientes para convencer a cualquiera. Su densidad y duración pueden convertirse en obstaculos para algunos, pero estoy seguro que para muchos esto será una gran experiencia.

9/10 Nominado como Disco del Año de ELOMC

viernes, 13 de marzo de 2020

My Dying Bride - "The Ghost Of Orion" (Doom / Gothic)

Otra vez nadando en aguas profundas, comentando bandas de culto, tocando fibras sensibles (nunca mejor dicho)... es placentero hablar de esas agrupaciones a las que millones siguen y que en la gran mayoría de los casos los fanáticos están esperando comentarios a nivel de La Segunda Venida. My Dying Bride es nombre propio en el Doom, posiblemente una de las más importantes del género y la legión de seguidores, una de las más fieles -con la excepción de lo realizado en "Evinta" (2011)- toda su discografía ha sido alabada, con justa razón.


El caso es que "The Ghost Of Orion" se había hecho esperar, cinco años en la manufactura parecen un tanto excesivo, de hecho ninguno de los trece discos anteriores de estos ingleses había tomado más de tres años en su entrega, cosa que se ha notado. En todo caso no me parece que la demora esté injustificada dados los problemas personales que golpearon a sus miembros y aúnque no sea la mejor de las entregas de la banda, vuelve a mostrar algunos de aquellos elementos que los han favorecido a los ojos del mundo metalero.

En sus cincuenta y seis minutos "The Ghost Of Orion" tiene matices diversos, algunas canciones excepcionales, un par o tres temas de claro relleno, una ejecución de guitarra de primera calidad, cierta dificultad en las primeras oidas, un tanto de exceso melódico y bastante sentimiento para la sumatoria final de la entrega. Esta ejecución de My Dying Bride podría catalogarse de un tanto sobreproducida, aúnque no creo que diste mucho de su marca personal, la cual tiende hacia un sector más Gothic que el Doom más tradicional que toma elementos Death.

Creo que lo que más me sorprendió y agradadó del disco es que el mismo demanda cierto tiempo para comprenderlo, no es regalón, no se rinde a la primera o segunda escucha y deja el interés de volver a él para apreciarlo mejor. No todas las grabaciones -no muchas, de hecho- dejan ese saborcito de boca, un tanto amargo, como para querer revivirlo. Aunque luego de algunos días se le reconocen  lugares comunes, creo que este trabajo está bien realizado, me ha gustado, incluso más de lo que esperaba, sobretodo esa canción/interludio de voz femenina y reminiscencias Folk llamada The Solace, creo que ha quedado muy bien, sólo por tenerla en cuenta de cara al futuro la voy a dejar nominada como contendiente a Canción del Año de ELOMC.

Me ha incomodado un tanto verificar que My Dying Bride sigue una especie de moda actual de obligar a los discos a tener canciones de relleno con el objeto de entregar más de cincuenta minutos, comenzando con la homónima (primera vez que veo que eso ocurra), la regular The Old Earth y la de cerrar, Your Woven Shore, las cuales tienen poca justificación. Luego también temo que el trabajo desde el punto de vista de producción es limitado, sonando poco orgánico y aunque su Rango Dinámico llega unos poco comunes 11 dB, no se siente tan cálido como es lo que espero de una muestra de este género de Metal.

Me ha llevado tiempo comprender "The Ghost Of Orion" y aunque tiene sus puntos débiles, creo que es una buen vuelta de My Dying Bride, con elementos que agradecer.

7.5/10

domingo, 8 de marzo de 2020

Dark Fortress - "Spectres From The Old World" (Melodic Black)

"Venereal Dawn" (2014) fue un disco que no me gustó, en su momento lo llamé mediocre y común, tuvimos que esperar seis años para que finalmente Dark Fortress pudiera retornar y demostrar que el tiempo lo sana todo, incluso una mala presentación. Ahora con "Spectres From The Old World", grabado con una conformación grupal casi identica a la de su faux pas anterior, han creado un trabajo bien pensado y masivo del que realmente se puede hablar con más gusto.


No soy seguidor específico de la banda, pero los conocedores hablan de la influencia que el guitarrista líder de Dark Fortress, el señor V. Santura ejerce sobre el songwriting y si en su anterior entrega no hubo casi nada que me pareciera interesante, en esta oportunidad se percibe pericia y calidad en la la composición. El álbum es intenso, con sonidos tomados de lo más emocionante del Black, funcionándole muy bien los elementos atmosféricos que crean teclados, batería y bajo, así como el fuerte seNtido de frenesí agresivo y crudo en la voz. Las guitarras entregan buena melodía y sin llegar a ser centro de "Spectres From The Old World" se perciben bien, muy -pero muy- Black puro, de ese que se consagró en la llamada 'segunda ola' del género.

Lo que creo que más ha causado impacto con respecto a este buen trabajo es la poca expectativa causada, literalmente nadie (yo!) se esperaba nada de Dark Fortress, que si bien son unos veteranos del Meloblack, entre el tiempo que se habían tomado para este nuevo material y las escasas presentaciones en vivo (las paginas que recopilan setlists hablan de sólo diez presentaciones en los últimos cinco años), no anunciaban mucho.

Los temas que más me gustaron de "Spectres From The Old World", los conseguí ya entrado el disco. Canciones como Pali Aike, Pazuzu (muy Immortal/Abbath en su sentimiento), In Deepest Time y Swang Song, me parecieron de entre lo que mejor que este año a mostrado el estilo y creo que deben hacer reverdercer viejos laureles de estos alemanes, incluso cercanos al nivel de su -todavía- mejor disco, "Tales From Eternal Dusk" (2001) un trabajo memorable y muy metido en el sentimiento Black reinante en la época.

El disco también tiene sus elementos menores, no hay nada que se pueda señalar como excesivamente virtuoso en la ejecución, la grabación del trabajo sigue cometiendo el error de querer sonar crudo a fuerza de grabarlo muy alto, algunas canciones parecen mayormente relleno y casi una hora de disco es demasiado para el estilo, las doce canciones son forzadas y con las mejores diez se habría alcanzado mejor efecto.

Hacía falta hablar de Black y creo que además de unir esa necesidad con la vuelta razonablemente triunfante -sin duda reivindicadora- de Dark Fortress se consigue la unión ideal. Especialmente para los viejos seguidores del estilo, este trabajo debe traer buenos recuerdos.

7.5/10

martes, 3 de marzo de 2020

On Thorns I Lay - "Threnos" (Doom / Death)

Cambiando el rumbo melodíco reciente he sentido la necesidad de embotarme con una de las bandas representativas del sector más extremo del Doom, los griegos de On Thorns I Lay, quienes celebran veinticinco años de carrera con lo que pudiera ser su mejor disco, "Threnos" Una muestra de agresión a paso lento que debería satisfacer el paladar agrio de los amantes del género.


En unos muy ajustados cuarenta y cinco minutos los liderados por la intensa voz de Stefanos Kintzoglou presentan un disco de calidad, muy sentido pero sin exageraciones Funeral, con un interesante protagonismo de violines y teclados, incluyendo un Hammond, que le da a la banda un sonido cambiante e interesante sin perder la potencia Death con la que matizan la muestra. No creo que pueda terminarse de catalogar esta perspectiva como Gothic, pero tiene su corazoncito algo inclinado hacia ese sector.

En sus ocho temas "Threnos" hay entrega de sensación ominosa, oscura, intensa y bien lograda. Incluso los riffs de algun par de ellos se percibe una buena cantidad de inspiración, especialmente en los temas de los extremos, el de abrir y cerrar, The Song Of The Sirens y Odysseia, se logran percibir los mejores minutos del trabajo. En el resto del disco hay suficientes sonidos orgánicos y sentidos, matizados aqui y allá por alguna voz femenína, un coro límpio o una narración que le dan valor a los arreglos y que comprueban que On Thorns I Lay tienen experiencia en el área. 

Siento que "Threnos" también puede decaer durante algunas canciones por la similitud entre ellas, llegando por momentos a parecerme que algún tema se repetía, para luego de verificar confirmar que no era así (tuve que ver). No siendo este un trabajo de perspectiva conceptual que le hubiera justificado la guia, pienso que por ahí puede haber perdido enteros la presentación. En todo caso no es ni mucho menos un trabajo aburrido, no es excelso tampoco, pero muestra bastante bien lo que -entiendo- ha realizado la banda en el pasado.

Aunque este sexteto no es demasiado conocido para mi, habiendo escuchado previamente solo su disco "Crystal Tears" (1999), me parece que comparado con aquel, esta grabación es más interesante, siendo sus armas secretas su efecto atmosférico y la profundidad de la voz líder. Incluso le puedo destacar algunos atrevimientos en la guitarra de carácter Heavy que no resultan usuales para el Doom, cosa que le agrega en lo que es su mejor apartado, la calidad técnica de la banda.

Si la intención es sumergirse en sonidos más crudos, característicos de la intensidad Doom, con potencia vocal, "Threnos" de On Thorns I Lay puede que sea una buena laguna... oscura y misteriosa.

7.5/10

jueves, 27 de febrero de 2020

Demons & Wizards - "III" (Power / Progressive)

A Blind Guardian yo los considero una de mis cinco bandas favoritas, se podría argumentar mucho de las razones que respaldan mi escogencia o se podría también explicar metaleramente diciendo que son los putos amos... la verdad me inclino por la segunda visión. Por eso allá donde Hansi Kürsh se hace presente, sea con BG o en una de las tantas colaboraciones con las que se mantiene activo en el ambiente, me presto a disfrutar de su gran calidad, una de las mejores voces del género sin duda.


Demonds & Wizards son una rareza del Power con toques Prog en la que colisionan cada largo tiempo lo mejor que puede traer Kürsh y Jon Schaffer, guitarrista y único miembro permanente de una de las bandas icónicas del estilo, Iced Earth. Y aunque se han tomado unos abusivos quince años en grabar nuevo material, esta conjunción de genios no ha dejado de girar con el apoyo de músicos pertenecientes a ambas agrupaciones y otras también muy solicitadas en el mundillo del Metal melódico.

"III" se llama así por razones obvias, yo he escuchado hasta la saciedad sus dos primeros discos "Demons & Wizards" (1999) y "Touched By The Crimson King" (2005) y de este trabajo me esperaba buenas cosas y sin embargo me he llevado mi sorpresita, siendo la primera que la grabación es la menos Blind Guardian de las tres y aunque todavía se perciba en él el deje, este trabajo se ha tomado ciertos riesgos, siendo el primero ser bastante más complejo y multisonoro que lo regular y el segundo, las influencias que se ha permitido tomar de otras bandas legendarias, la primera diría que Pink Floyd (oir Timeless Spirit)

"III" es un disco para conocedores del Power, no es un disco fácil y en los comentarios iniciales que he recogido en la web se ha evidenciado. La gente esperaba una muestra mucho más digerible -tomar y llevar-, cosa que no ha sido así, a lo largo de sus hora y cinco de recorrido hay bastante trabajo, mucho sonido subterraneo, arreglos incluso un tanto difíciles y bastantes cambios, progresiones en las canciones y entre ellas, pasando de temas de ataque a baladas intensas con mucha ilación y estilo.

Pero llegando a lo importante, a contestar la pregunta primordial, aseguro que el disco es bueno, muy bueno por momentos, con un par o tres temas que quizás no lo son tanto. Fuera de esos momentos menores, Demons & Wizards ha realizado un excelente disco, uno que entrará a mi rotación tanto por sus cualidad propias como por el mencionado hecho de la presencia de Hansi... reitero, todavía estoy por conseguir una voz que me cause tanta impresión como la suya.

El disco discurre un poco largo es verdad, pero cuando la banda acierta con el songwriting es destructor, como en los temas Diabolic, New Dawn, Universal Truth y especialmente el recontra-temazo de cerrar Children Of Cain, el cual voy a dejar nominado como contendiente a Canción del Año de ELOMC. Aún con el toque de relleno que en "III" se puede percibir, la exhibición instumental y vocal de Demons & Wizards es de clase mundial.

8/10

jueves, 20 de febrero de 2020

Diabulus In Musica - "Euphonic Entropy" (Symphonic / Gothic)

Esta banda es de esas que se ha ganado a pulso un espacio en el Metal, incluso creo que no me equivocaría al decir que Diabulus In Musica es una de las diez principales agrupaciones a nivel mundial en lo que Symphonic se refiere. Sus trabajos previos han sido homogéneos, algunos extraordinarios como "The Wanderer" (2012) y "Argia" (2014), aunque "Dirge For The Archons" (2016) cayó en el impacto.


"Euphonic Entropy" tiene varias cosas interesantes de las que hablar. La primera es lo ecléctico que son los sonidos del trabajo, se perciben en él varios crossovers bien metaleros pero creados sobre base de varios tipos de música Clásica como Swing, Vals y Lírica, siguiendo la línea que la banda ha tratado de amalgamar con bastante éxito. Adicionalmente en esta oportunidad los coros que se trabajan en los diferentes temas me han gustado todos, realmente la participación coral es potente y generalmente emocionante.

Por otro lado el disco es poco lineal en lo que ha sensaciones se trata, si bien cada canción es diferenciable, ha caído nuevamente DiM en el error de repetir sonidos formulistas del género, como ocurre en las canciones One Step Higher y Blind Muse. Al contrario, cuando la banda evita la estandarización y deja fluir su enorme calidad se descubren temas como The Misfit's Swing, Otoi, Blurred Dreams, Our Last Gloomy Dance y Race To Equilibrium que hacen reverdecer laureles. "Euphonic Entropy" es también demasiado largo para un disco de tanta influencia Gótica, agotando al finalizar cada escucha completa del mismo, sencillamente un par de canciones menos le habrían hecho un favor.

Como en todo trabajo de estas características, Diabulus In Musica corre con el riesgo de sobreproducir el producto, cosa que también me parece que ocurre. En "Euphonic Entropy" -para mi gusto- hay cierto exceso de grandilocuencia en algunas canciones, quizás donde más la de cerrar, In The Vortex donde siento que se llega al exceso de ingredientes; épica, lírica, teclados, coros, sección rítmica orquestal, guitarras, derrame de melodía... bueno, Gótico como se dijo. 

Finalmente catalogaré a "Euphonic Entropy" como un trabajo mixto, con temas superiores y otros olvidables. Hacia el final de mi período de revisión me he preguntado sí no será esta una grabación a la que el paso del tiempo puede darle una perspectiva diferente, mejorándolo. Puede que si, que todavía no esté -al menos yo- preparado para el despliegue un tanto ostentoso como el que ha realizado en esta oportunidad Diabulus In Musica. Veremos.

7.5/10

domingo, 16 de febrero de 2020

Sylosis - "Cycle Of Suffering" (Melodic Death / Metalcore)

Tiempo llevo tiempo tratando de entrarle a Sylosis y "Cycle Of Suffering"... su trabajo anterior "Dormant Heart" (2015) me pareció de primera calidad, sin embargo es de esos que no se siente que en en el largo plazo obligue a volver. En esta oportunidad la primera discusión que he tenido conmigo mismo ha sido que no creo que tenga casi el elemento Thrash que gente -respetable por demás- le coloca, de ese apellido le he escuchado un pasaje o dos no mucho más. En primer lugar entonces, a contracorriente, diré que la banda ha evolucionado hacia un Melodic Death de escuela original, muy At The Gates, con una segunda línea Metalcore, evidente pero no absoluta.


Pero disquisiciones estilísticas aparte, estériles para efectos de determinación de calidad, pero necesarias para ubicarnos en el espectro metalero del que estamos hablando, la razón por la cual me ha tomado muchos giros este trabajo es que -quien me ha leído sabe de lo que hablo- me ha levantado de la silla. Es literalmente una medida de uso propio que se da sólo muy de cuando en cuando... es realmente tal como se lee, un disco que me obliga a pegar brincos, a ponerme en pie, tiene una connotación especial, pocos, casi ninguno logra eso... uno en sesenta o setenta comentarios según mis cuentas, uno en doscientas revisiones, el 0,5%

Necesita un disco de nota superior que todos sus temas sean erizantes, todos, por eso es una 'rara avis' que eso ocurra, pero en este caso, incluso aceptando que "Cycle Of Suffereing" es un tanto largo en sus sesenta -o más o menos- minutos y que le sobró un tema, quizá dos, el resto de las canciones que lo componen son un ataque sensorial y emocionante. Tenía tiempo, incluso necesidad, de una grabación como esta, donde una voz, una batería, un bajo y dos guitarras se dieran el gusto de arrastrarme por el fango metalero. 

Me ha costado conseguir apartar los temas geniales de los buenos, creo que lo son I Sever, Cycle Of Suffering, Apex Of Disdain, Shield, Invidia -para morir de emoción, nominada como contendiente a Canción del Año de ELOMC-, Idle Hands, Devil In Their Eyes, Disintegrate y Abandon -también nominada y muy seria contendiente, con un riff mortal-, el resto del trabajo es de excelente nivel, una delicia, un viaje emocionante, agresor, tenso y distendido a la vez; realmente he disfrutado una enormidad a Sylosis de quienes no me esperaba nada mayor.

Este trabajo no se si rejuvenece el Melodeath, aunque me acerca al Core de una manera no usual. En todo caso me demuestra, como lo hace el Metal tantas veces, que la emoción, la calidad, la entrega total es posible aquí, que somos unos afortunados de poder entender y vivir esto. Este año que pasó cumplí 50 palos (tacos dicen en España) y se que hay mucha gente, especial y extrañamente la más joven, que no entiende cómo estoy involucrado en esto.... pues quizás yo tampoco lo sepa explicar, pero ha valido la pena, discos como "Cycle Of Suffering" lo pueden ayudar a entender.

El trabajo técnicamente es impecable, la grabación y masterización simplemente genial y la calidad general del songwriting -la que siento es a la que debe tender toda banda- de primer nivel; su mezcla de estilos de calidad, los riff claros, interesantes y definidos, pero es sobre todo en la conjunción de temas lentos, outros erizantes y potencia emocional donde me he sentido impactado. Genial "Cycle Of Suffering" de Sylosis.

9/10 Nominado como Disco del Año.

lunes, 10 de febrero de 2020

Serenity - "The Last Knight" (Symphonic Power)

"Lionheart" (2017) es fácilmente uno de mis discos preferidos de Power Sinfónico, no todo el trabajo es del mismo nivel pero tiene algunas canciones que todavía me erizan. Serenity tiene una de esas conjunciones musicales que la convierte una banda buena en casi todo lo que hace, la voz de Georg Neuhauser, con ese toque chillón pero más cultivada que el típico grito melódico hace de su escucha un placer y en general la banda, sin mayores exhibiciones histriónicas, cumple con cometido, tampoco abusan del elemento orquestal de los teclados, lo que los hace más fáciles. Los últimos años para la agrupación han sido buenos, lideran carteles y en Europa son reconocidos como uno de los mejores actos del género.


Con semejantes credenciales era de espera que "The Last Knight" creara interés y expectativa. Para mi, junto con lo que en abril traerá Nightwish (no, no me da vergüenza decirlo), puede ser lo más esperado en el mundillo del Metal melódico. Acercarme por tanto a la nueva entrega de los austríacos es un pequeño reto para tratar de evitar -en lo posible- la subjetividad que me caracteriza. En este caso creo que he hecho bien en tomarme unos días para comentar su nueva grabación, primeras impresiones pueden deformar lo que el tiempo decanta.

Para facilitar la lectura puedo resumir diciendo que si bien este es un disco que dará gusto a los seguidores de Serenity, no es mejor ni igual a su anterior, ni siquiera a "Codex Atlanticus" (2016) y definitivamente menos que "War Of Ages" (2013), pudiendo estar a la altura de "Death & Legacy" (2011). Es un disco con todos los elementos usuales, melodía, coros fáciles y tres temas que destacan, el resto del disco es intrascendente, no malo, pero pasa con una anómia inusual para de lo que la banda me esperaba. Sus últimas entregas han sido más inspiradas como conjunto y a ésta lo desmejora la cantidad de relleno, que excede lo esperable.

Como bien me lo comentó un amable seguidor de ELOMC, los temas My Kingdom Come, Queen Of Avalon y My Farewell, son lo más destacado del trabajo y estas tres canciones podrían haber estado ocupando lugares destacados en discos anteriores. Por desgracia el disco no es homogéneo, no le ocurre en mi gusto el fenómeno que si se dió con "Lionheart" el cual me acompañó en bastantes viajes que tuve que tomar ese año... en esta oportunidad no estoy demasiado seguro de que vaya a volver a "The Last Knight" con regularidad.

Para esta oportunidad Serenity parece haberse estancado un tanto en su songwriting y haber caído en cierto formulismo y poco atrevimiento, produciendo la situación narrada. Sin embargo "The Last Knight" no creo que dañe la enorme calidad  de la banda y como seguidor declarado de sus melodía y emoción sonora, con gusto esperaré su próximo trabajo.

6.5/10

domingo, 9 de febrero de 2020

Sepultura - "Quadra" (Thrash / Progressive)

El trono Thrash parece que quedará vacante este año después de la partida de Slayer. Habiendo buenos y grandes grupos tras el legado del sonido que ese género ha dejado, soy de la opinión que ni siquiera los otros tres componentes del Big Four (Metallica, Megadeath y Anthrax) o incluso su par teutón (Sodom, Destruction, Tankard... [no meto a Kreator porque ahi me puedo equivocar]) van a estar a la altura del sonido y el poder que nos salvó del Grunge. Puede que independientemente haya una repartición de bienes, Metallica por lo mediatico, Megadeath por el sonido, Anthrax por la agresión (repito, Kreator podría resultar la nueva banda líder)... pero con Sepultura quien sabe si haya una sorpresa.


Con "Quadra" estos brasileños han mostrado un impresionante disco que  sorprende en varios sentidos, el primero dado por el hecho de que la banda venía haciendo cosas -si acaso- regulares, "The Mediator Between Head And Hands Must Be The Heart" (2013) fue un disco mediocre y con "Machine Messiah" (2017) la mejora fue apenas tenue. En segundo término la calidad musical del trabajo excede lo simplemente estilístico y los elementos incorporados -especialmente los Progresivos- impactan favorablemente. Luego hay que hacer mención de la excelente instrumentación, con Andreas Kiser -como no- a la cabeza y una calidad técnica de producción de primera línea.

En esta grabación, yo que no soy especialista del género (me consta que el conocimiento de algunos seguidores bordea lo compulsivo), he encontrado buen gusto, impacto, agresión, melodía, potencia y emoción. Para mi ha resultado ser uno de los mejores discos de Thrash de los últimos años, y aunque se que para algunos podrá parecer una herejía, por primera vez siento que Sepultura ha logrado deslastrarse de la herencia étnica que la guía de Max Cavalera le había impuesto y que obligaba a la banda a incluir en el sonido de sus discos post-salida. Me atrevo a decir que este es el mejor trabajo de la banda desde "Chaos A.D" (1993)... y ya hace años de eso.

El disco no tiene casi temas de relleno, algún momento menor quizás, pero en general todo el trabajo está sólidamente planteado, siendo los temas que más me llamaron la atención The Pentagram, Fear; Pain; Chaos; Suffering y Agony Of Defeat. También creo importante decir que no me ha parecido inusual una buena cantidad de desprecio que he observado en las redes al respecto de "Quadra", es casi un estándar el odio que entre seguidores de bandas del Thrash se profesan, así que cierro con la sugerencia de que, a menos de que pertenezcas a alguna tribu específica- se escuche atentamente este disco de Sepultura, el cual tiene calidad y cantidad para bastante tiempo.

8.5/10

jueves, 30 de enero de 2020

Apocalyptica - "Cell-0" (Instrumental / Symphonic)

Noto una cierta fobia en las redes y sitios de costumbre en contra de Apocalyptica, no se si haya escondida una inseguridad metalera, evidencia de algún nivel 'poser' entre quienes parecieran que los sonidos de esta banda les hacen dudar de su propia condición de comedores de clavos al rojo vivo y de quienes si no perciben un blastbeat y dos growl por compás en su Metal pueden sentirse raros... es sólo una percepción, no hay evidencias, pero es que "Cell-0" décimo disco de los finlandeses no merece ciertos ataques, al contrario, puede ser lo mejor que haya salido de las cuerdas de estos músicos desde su homenaje a Metallica.


Entendiendo y aceptando que el crossover de Apocalyptica puede no ser (léase: no es) para todo quisque, a mi siempre me ha parecido más interesante que gente como Van Canto o Jelonek, la banda en general se muestra consecuente, lo que hacen lo hacen porque lo disfrutan, lo he comprobado personalmente en Wacken y en los videos de sus conciertos. Es verdad que los violoncelos no son el arma natural del Metal y que a la hora de hablar de verdadera agresión y potencia la ejecución puede quedar falla, pero hay compensación en el songwriting, el cual en el caso de "Cello-0" siento que ha alcanzado el mayor nivel hasta ahora mostrado.

"Shadowmaker" (2015) en su momento no me pareció malo aunque el tiempo no le ha sentado del todo bien, realmente nunca me dieron muchas ganas de volver a él. En el caso de "Cell-0" (es Cell 'cero', no la letra o) el caso es diferente, este disco tiene unas tres o cuatro canciones realmente memorables, de corte muy épico y que en conjunción con una masterización de clase mundial, crean -en un buen equipo de sonido (creo que he hablado de que en mi vehículo hay una inversión en ese sentido)- una experiencia sonora intensa y emocionante.

El instrumento de la banda es muy particular, cuando se le coge la vuelta se descubren en él posibilidades y profundidad como en pocos otros. En este caso me parece que el efecto creado en temas como Fire & Ice, Catharsis, Cell-0 y Beyond The Stars, es potente, a veces melancólico y otras emocionante. Efectivamente puede criticársele a "Cell-0" que hay un tanto de más de melodía sensible que podría causar algún efecto de agotamiento en el largo plazo y que por eso nuevamente existe el peligro de que la grabación no supere bien el trance temporal, pero como tampoco es que todos lo días eso ocurre, no me ha importado dedicarle unas cuantas y largas escuchas al trabajo, total la eternidad es una quimera en todos los aspectos de la vida.

No se dejen llevar por los haters de costumbre, quienes más bien parecen a veces reguetoneros de closet. Creo que en esta oportunidad se gana dándole un buen repaso a Apocalyptica, en el peor de los casos "Cell-0" siempre servirá para convencer a alguna chica no iniciada en las artes oscuras a que nos acompañe a oír Metal (sin perdón por lo chauvinista, hetero y patriarcal).

8/10

lunes, 27 de enero de 2020

Thy Catafalque - "Naiv" (Black Avant-Garde)

En el inagotable conjunto de errores que he cometido en ELOMC, el más embarazoso fue el ocurrido con Thy Catafalque. En un episodio totalmente rocambolesco comenté su disco "Geometria" (2018) sin darme cuenta que no lo había descargado completo y por supuesto me pareció corto, inconexo, obviamente malo. Cuando me hicieron caer en cuenta de la equivocación y lo que había pasado, me dio tanta vergüenza que sencillamente borré el comentario y creo que a partir de ese momento pudo haber comenzado el declive en el número de críticas, ciertamente aprendí a ser un tanto más serio con el asunto y a dedicarle más atención.


Por tal motivo esta entrada es algo más especial de lo usual. Una de las principales bandas del Black de corte Avant-Garde Progresivo se merece esa compensación por mi error. Al menos así lo siento aunque no haya a quien le importe... seriedad pues, supongo. Puestos así este unipersonal húngaro continúa la senda que le ha dado la merecida fama que tiene y con su nueva grabación "Naiv" me encuentro que los veinte años de carrera siguen dado fruto.

"Sgúrr" (2015) y "Meta" (2016) me parecieron un par de excelentes trabajos, y todavía creo que el segundo pudo ser un tanto mejor. Los elementos Avant-Garde que matizan a Thy Catafalque le insuflan ese toque difícil e inteligente que hace de cada escucha un descubrimiento. En el caso de "Naiv" me parece haber notado cierto cambio hacia una perspectiva un tanto menos complicada, aunque todavía con mucha incorporación de sonidos inusuales e instrumentos ajenos al Metal, éste es un disco más cálido. 

Tamás Kátai, el genio tras Thy Catafalque muestra con "Naiv" un disco un tanto más melódico, incluso un poco más rítmico que sus anteriores, siempre sin perder los cambios Prog y la extrañeza sonora que lo ha caracterizado. En este trabajo hay algunas canciones que destacan por la calidad y perfección en su elaboración, como Kék madár (Négy kép), la cual me ha parecido francamente impactante, asi como Számtalan színek, calmada y de transfondo casi Folk, y la más larga Vető, con un toque de intensidad Black potente y agresora. "Naiv" en general es un disco creado con mucho cuidado a nivel de producción y eso lo hace destacar.

La contribución de la voz femenina a "Naiv" es especialmente interesante, Martina Veronika Horváth de las bandas Nulah y SallyAnne tiene un hermoso timbre y vuelve luego de su participación en el anterior disco. Esta grabación es a mi parecer la más asequible que Thy Catafalque ha entregado a la fecha, por lo que pienso que esa característica, junto con la indudable calidad que exhibe lo puede convertirla en una favorita de los seguidores, a riesgo de que los puristas vean en ella algo de comercialización. Para mi puede ser lo mejor en su discografía. Espero que este comentario sirva para remendar el capote.

8/10

viernes, 24 de enero de 2020

Kawir - "Adrasteia" (Melodic Black / Pagan)

Estos días me he enfocado en un sólo disco, el octavo trabajo en clave Meloblack con perspectiva Pagan de los veteranos griegos Kawir, "Adrasteia". Esta muestra ha sido bien recibida y en algunas listas está como lo mejor del año hasta este momento. No creo que haya duda en que los sonidos que despliega la banda en esta oportunidad sean de calidad, aunque recuerdo su disco "Isotheos" (2012) como una excelente entrega, quizás todavía lo mejor de su catálogo.

 

"Adrasteia" es un disco con canciones que sobresalen, en tanto que otras son más genéricas. Diría que cuando el grupo se enfoca en los elementos Black por encima de los elementos étnicos se encuentran los mejores momentos. Pienso que lo que quiero decir es que me ha resultado un disco que tiene con qué mantenerme entretenido pero en el fondo es poco homogéneo ya que los pasajes Pagan no se amalgaman mucho con los de oscuridad melódica, las canciones son de uno u otro estilo, las dos perspectivas van paralelas, poco o nada contribuyen la una con la otra, quizás las únicas excepciones son la canción Tydeus y Atalanti.

Una virtud indudable del disco es que concreta sus sonidos, es conciso, los riffs de cada canción se perciben claramente y su duración posiblemente la precisa. Siempre o casi siempre, sean temas de estilo Black propio o marchas épicas de tipo Folk se siente que la dirección del disco es clara. Supongo que en buena medida esto ocurre gracias a que la calidad instrumental de la banda que no cae en abuso de sonidos tradicionales sino que mantiene centrada la grabación en las verdaderas herramientas metaleras, guitarra, bajo y batería.

Hablando de calidad de ejecución, la voz de Porphyrion me ha resultado francamente buena, el scream-o-growl de este personaje, también contribuyente en la banda Nergal, es posiblemente una de las más emocionantes del estilo. Ciertamente no tiene nada que envidiarle a nadie. Para muestra préstense a oír el mencionado tema Atalanti, háganlo con cuidado de seguir el trabajo vocal para que descubran una calidad extraordinaria y un arrope de emoción.

Kawir, a pesar de que pasa un tanto demasiado tiempo sin grabar nuevo material, no ha decepcionado en ninguno de sus discos, al menos los que yo conozco. Pudiendo ser una banda un tanto desconocida por tal motivo y por el hecho de que los sonidos griegos están dominados por bandas más mainstream, esta gente ha comenzado el año con un buen paso, sin poses y de fuerte sonido, melodía justa, agresión contenida pero intensa y mucha calidad.

8/10

jueves, 16 de enero de 2020

Brothers Of Metal - "Emblas Saga" (Epic Power)

Lo fácil que es encontrarse un desastre con un disco de este estilo es casi increible, toneladas de atronadores Epic-metaleros presentan al año cualquier cantidad de grabaciones que discurren entre lo horrible, lo horroroso y lo tétrico... el estilo es de fácil deglución y por eso casi cualquiera se cree ensalmado por los dioses melódicos para saltar al escenario del Power, especialmente el de ribetes fantásticos, con -como no- las diferentes versiones de Rhapsody Of Fire como referentes absolutos. Es terrible, francamente maligno para el Metal, pero ociosamente divertido para comentar XD


Por tales motivos cuando aparece una banda como Brothers Of Metal (ya el sólo nombre enciende las alarmas) trato de acercarme con cautela y coloco el dedo en el 'stop' desde el primer segundo, no sea que salga salpicado de esa melodía tonta y repetitiva que tarda días en salirse del inconsciente. Pero al dejar rodar completo por primera vez su disco "Emblas Saga" -segundo trabajo de estos suecos de los que no conocía nada-, me sorprendió que se dejó colar, un detallejo aquí y una canción demasiado a la usanza de Battle Beast, como es Chainbraker, pero el resto bien o incluso más.

Varias repeticiones pasan y reconozco que me he encontrado con una rareza dentro del universo Power, "Emblas Saga" es un excelente disco. Su songwriting es de calidad y dentro de los ocho miembros de la banda hay algunos muy destacados, comenzando con la voz femenina de Ylva Ericksson, la cual es toda un arma secreta de nivel: capaz-de-calmar-fieras, exhibe una de las más aterciopeladas ejecuciones que en el género se pueden encontrar en estos momentos, y aunque el grow de Joakim Lindbäck Eriksson no me pareció del mismo nivel, el acople rinde con calidad, los coros del trabajo también destacan mucho.

En este tipo de muestras la clave está en las canciones, en qué tanto se claven en la memoria, que emocionen con su cursilería melódica y -como dije antes- no sean tontas o sencillamente malas, que dején buen sabor es lo que yo busco. Brothers Of Metal se muestra totalmente capaz de hacerlo con clase. Muchos temas me impactaron en su sencillez, o su velocidad  y calidad, como  Hel, The Skies And Beyond, Theft Of The Hammer, Emblas Saga, Weaver Of Fate y One, siendo estas dos últimas una extraordinaria experiencia, nominadas como canciones del año de ELOMC.

Como me comenta a veces un colega metalero: 'no todo puede ser sufrimiento'... efectivamente y aunque me considero amante de sonidos crudos, obscuros y siempre termino reptando hacia zonas Black, Technical o Melodeath, en este caso se cumple el comentario y Brothers Of Metal entrega uno de los buenos discos que este año debe deparar el Metal Heróico, !El que inspira para salir corriendo al campo de batalla con el estandarte y la espada de esmeralda para salvar princesas!... en serio ahora, "Emblas Saga" puede ser una de las mejores entregas del estilo en 2020, tan pronto como en enero.

9/10 Primer nominado como disco del año.

domingo, 12 de enero de 2020

Rage - "Wings Of Rage" (Heavy / Power)

Rage tiene como un millón de discos (veinticuatro para ser exactos), de cuando en cuando escucho algun tema de ellos especialmente de sus grabaciones "Trapped!" (1992) o "Black Mind" (1995), pero por rarezas de esas que no se pueden explicar, en ELOMC no he comentado nunca uno, ahora no voy a dejar pasar la oportunidad de hablar de esta banda ultra veterana -realmente es Peter 'Peavy' Wagner el veterano, los demás son reciente data- alguien que se ha sabido mantener por casi cuarenta años tiene sus prerrogativas.


El caso con Rage es como casi el de cualquier power trio, o su sonido es potente y sus temas pegajosos o es difícil que salgan tan siquiera del garaje de su casa, y los alemanes han logrado la primera de las cualidades. Lo de 'alemanes' hoy por hoy es un decir, la batería la lleva Vassilios 'Lucky' Maniatopoulos, griego obviamente y la guitarra el descomunal Marquitos Rodriguez, venezolano y excelente persona (lo primero no obliga a lo segundo, pero en él ocurre). Sin embargo no es la nacionalidad lo que los define, como me parece que queda demostrado nuevamente en esta entrega pues en "Wings Of Rage" destaca su calidad, especialmente la facilidad en el songwriting, esa característica cuasi mágica que es imposible definir en términos técnicos pero que todo el mundo entiende cuando un tema, o como en este caso, un disco, emociona.

"Wings Of Rage" podría ser revisado desde varios puntos de vista, especialmente desde la perspectiva de lo que en el pasado la agrupación ha realizado, sin embargo me parece que no tiene mayor sentido entrar a comparar estos doce temas con más de dos docenas de discos anteriores, me conformaré diciendo que como siempre, como no podía ser de otra manera, Rage vuelve a hacer un gran disco. 'Peavy' y sus socios han creado -no ahora, sino desde hace mucho tiempo- una verdadera rareza del Metal, una extraordinaria regularidad en la calidad de sus discos. Si bien se puede argumentar que Rage no se encuentra publicitariamente en lo más alto del Speed, Power o Heavy (tienden mucho más a este último estilo recientemente), es sin duda una de esas bandas que se debe mencionar a la hora de hablar del estilo que nos viene de Europa.

A mi en lo particular el disco me ha parecido excelente y aprovechando la sequía metalera que los primeros días del año acostumbra a aparejar, no he encontrado mejor sitio para hallar emoción, melodía y diversión que con Rage. "Wings Of Rage" tiene algunas canciones que no se si se podrían definir como lo mejor de la banda, dada la extensión de su catálogo, pero que si a mi me preguntan, recomendaría en un instante: Wings Of Rage, Don't Let Me Down y Shine a Light -especialmente esta última, primera nominada de 2020 a Canción del Año- me capturaron. El disco en su totalidad es divertido, con la perspectiva propia de una banda que todavía cree que el Metal necesita en buena medida hacer conexión con el público, hacerlo pasar un buen rato.

"Wings Of Rage" es un trabajo honesto, frontal, sin malabarismos histriónicos pero suficientemente técnico y de un songwriting superior. Siento un poco que luego de tantos años esta sea la primera vez que hablo aquí a Rage, pero nunca es tarde cuando de consagrados se trata.

8.5/10



lunes, 6 de enero de 2020

Sons Of Apollo - "MMXX" (Progressive)

Nada mejor que iniciar el año con algún nombre grande y aunque quizás Sons Of Apollo no se considere todavía como un 'powerhouse', sus componentes si lo son, tanto que si se quiere ayudar a comprender lo que es una superband, pues se les cita: esta es una verdadera reunión de músicos consagrados. El primer disco de la banda, "Psycothic Symphony" (2017) se me antojó un sólido trabajo y me sugirió que podían venir cosas interesantes, más incluso con la buena cantidad de presentaciones en vivo que han tenido en los últimos dos años.


"MMXX" es una grabación que he estado revisando poco a poco, realmente no me ha resultado tan fácil de comprender como el primer disco, en él hay una perspectiva un tanto dirigida hacia sectores más cultos, en el sentido que es muy Prog, con bastante más que un toque de menos melódía, ciertamente bastante más oscuro que lo previamente mostrado. Me ha dejado un tanto frío que habiendo tanto de lo que tomar en la conformación de la banda y que los riesgos no han sido menores,el trabajo no me hizo click. Luego de la presentación original me imaginaba este disco como uno con mayor exhibición de habilidades y así ha sido, definitivamente no se deja de percibir que en su alineación hay verdaderos maestros de la ejecución, especialmente en temas como King Of Delusion y Fall To Ascend.

Siento que el problema es que no me ha llegado el songwriting de "MMXX"; el disco está bien, en el sentido de que no tiene temas malos, pero no creo que ninguno me haya impactado realmente. La perspectiva un tanto más oscura se pudo haber excedido creando al final un disco sobre el que no me he sentido especialmente inclinado a volver. Habrá quien vea en este trabajo reminiscencias de lo realizado por Dream Theater en "Metropolis Pt. 1" y otros discos del mism orden y puede que estén en lo cierto, sin embargo le faltó impacto ese que convirtieron a los referidos en clásicos... para mi gusto, aunque la canción de cerrar, New World Today, mejora mucho, hay cosas que echar de menos.

Teniendo la ventaja de que en este espacio la calificación viene dada sólo por lo que a mi me suena bien, injusticia absoluta para con todos, creo justo decirlo abiertamente: Sons Of Apollo no me entregaron en esta oportunidad un disco divertido. Bien realizado si, diferente a su anterior también y con más de potencia, seguro que también y aunque sin duda respeto la calidad de Portnoy y acompañantes, "XXMM" creo que es más forma que fondo, tropiezo típico del Progressive.

Bien posiblemente esta nueva entrega de Sons Of Apollo tiene la posibilidad de crecer con el tiempo, pero para este momento no ha logrado satisfacerme totalmente, es un tanto excesivo en la ejecución sin contar con los elementos divertidos que siempre he pensado deben cumplirse en tales trabajos. Si desean denle una vuelta, yo lo volveré a revisar de cuando en cuando a ver si en unos meses he logrado alcanzar a comprender su visión y les diré.

6.5/10