Heavy, Symphonic, Death, Black, Power, Folk, Progressive, Viking, Epic, Melodeath, Speed, Avant-Garde, Thrash, Gothic, Doom... críticas, comentarios y reviews de Metal, pero sólo a veces

miércoles, 26 de agosto de 2015

Ghost - "Meliora" (Heavy / Doom / Pop)

"Meliora" de la banda sueca Ghost es un disco de esos que genera contradicciones. Su mensaje satanista es ciertamente extremo y sin embargo se mezcla con un estilo melódico, incluso inocentón, que crea un gran contraste. En el fondo me he conseguido repitiéndolo bastante más de lo que regularmente me permito para bandas con esta perspectiva. Supongo que al final y como la gran mayoría, lo hacen por el placer de ser chocantes y provocadores... pero si realmente les atrae alabar a ángel caído, igual hacen buena música.


Este es su tercer disco y hay quien comenta que su primero fue bastante bueno, no tanto así el segundo, realmente no puedo opinar porque es ahora que los vengo a descubrir. En cualquier caso contiene canciones que realmente llaman la atención, aunque otras no tanto. Spirit, From The Pinnacle To The Pit y Cirice, son realmente interesante, siendo especialmente buena la balada sesentosa, He Is, casi de aquel estilo que llamaban Sunshine Pop... cuya letra (pónganse serios) es una verdadera oda a Satanás... bueno, allá a quienes les atraiga... ciertamente el songwriting es de primera calidad.

Otros temas son una mezcla que pueden ser excesivamente melosos y sin una dirección estilística definida, pudiendo caer en zonas mediocres de sonido, excediéndose -para mi gusto- en la fusión entre el Heavy y el Pop. Visualmente son interesantes, siendo cierta la percepción de algunos en el parecido operático a Kiss, que finalmente es teatralidad Kabuki. Tampoco seré yo quien negará que hay una interesante reminiscencia de lo que en su momento realizó Blue Öyster Cult, aunque no creo que realmente se les pueda comparar a ese grupo en lo que a genialidad respecta.

La primera mitad de "Meliora" es claramente mejor que la segunda, en la que ese dejo Doom que parece querer llevar sus tema, especialmente en Majesty, Mummy Dust y Devil Church, se enredan demasiado con el teclado Hammond y cierta lentitud en la que cae el trabajo. Al final del disco los temas Absolution y Deus In Absentia mejoran la percepción general.

Ghost parece tener como objetivo crear controversia, garantizándose notoriedad con ello, incluso se dan el lujo de que los músicos no se llaman por su nombre, sino optan por denominar a los cinco músicos del sexteto como 'Nameless Ghoul' y al cantante 'Papa Emeritus', para este disco con el numero tres en romano (III) ya que los dos primeros dijeron a-diós (pun intended)

Interesante sonido el de "Meliora", un poco excesivo en su imaginería y con segmentos de difícil entendimiento por la mezcla del Pop/Doom/Heavy... pero en el conjunto se parecen bastante a un placer culpable.

7.5/10

domingo, 23 de agosto de 2015

Motörhead - "Bad Magic" ( Heavy / Rock 'n Roll)

Uno de los tatuajes más llamativos que he visto en mi vida era muy sencillo y a la vez honesto, apenas eran unas letras que decían 'I only answer to Lemmy'... coño y es verdad, hay un pequeño -muy pequeño- grupo gente que por múltiples razones, incluso irrazonables, ha hecho tanta historia, se ha portado tan metaleramente, se ha cagado tanto en el sistema, que la verdad no importa si todavía canta, todavía toca la guitarra o alguna vez se le quitará la borrachera.


Ya una vez lo dije respecto AC/DC y ahora aprovecho "Bad Magic" para decirlo y preguntarlo de Motörhead, ¿su vigésimo tercer disco es bueno? ¿Es malo? nadie lo puede saber realmente, Motörhead está por encima del bien y del mal, es como si Gabriel García Márquez  hubiera dejado un libro póstumo y alguien quisiera criticarlo... mínimo una pérdida de tiempo y en segundo lugar, un riesgo. La ubicación astral de estos músicos en el cuarenta (¡40!) aniversario de la banda se pierde en las proximidades del Big-Bang del Rock 'n Roll.... aunque el disco sea una pasada de bueno, como de hecho lo es.

Fiel a sus sonido, a su Heavy, a su Punk, a su R&B y a la inconfundible voz de uno de los personajes más icónicos en el mundo del Rock y del Metal, "Bad Magic" es un excelente resumen de lo que durante cuatro décadas ha realizado la banda. Realmente "XXXX" sólo sirve para colocar más aun en perspectiva la cantidad de licor, nicotina y 'otras substancias' que han sido teóricamente filtradas por la humanidad de Lemmy y que aún así siga mostrando el carácter y la calidad que en este disco se puede percibir... ciertamente no es ya un asunto ni siquiera musical, sino místico y mítico... apuesto a cualquiera menor de veinticinco años que se someta a la dieta de Jack Daniel's que de Kilmister se dice ha aguantado (aunque a veces tengo mis dudas), para que reviente en pocos meses ... Lemmy es un anti-héroe, pero uno grande. 

Sin embargo, este comentario no tiene por sentido sólo sentarme a 'jalarle bolas' a Motörhead o a Lemmy por el puro gusto. "Bad Magic" es un discazo que tiene todos los elementos necesarios para arropar una noche de excesos y buena música, de sentimiento y gran guitarra, de sonido R&B y R n' R crudo, contando hasta con algunos pasajes desafinados que finalmente sólo contribuyen al buen momento y a sacar unas sonrisas. 

Todo quien quiera saber de Metal, de donde venimos, quien inspiró a los grandes de hoy y porque aquellos que amamos al género sabemos que el elemento fundamental está en la pasión y la emoción, deben revisar no sólo "Bad Magic" sino la discografía entera de la banda... habrá momentos mejores y otros no tanto, pero esto es historia, así es que se debe hacer este tipo de tarea... la banda es genial, además de tener que contar con uno de los hígados más resistentes en la historia. Por cierto el cover de los Rollings está excelente.

Sin nota porque no me atrevería, sin embargo es un buen disco.

viernes, 21 de agosto de 2015

Cattle Decapitation - "The Anthropocene Extinction" (Deathgrind / Brutal Death)

Para el oyente desprevenido, el Deathgrind, el Brutal Death o géneros similarmente intensos pueden parecer todos un poco de lo mismo. Seguramente para los no iniciados en las artes obscuras del Metal esto es mucho-muy grueso para tragar; la intensidad, la agresión, aridez, fuerza y crudeza de esta forma de hacer música requiere -exige- un espíritu formado y a veces ni eso, se nace con el gusto o no. Señores, lo cierto que ni seguimos en Kansas, ni esto es Il Volo... aquí hay poder, brutalidad y extremismo, sea como sea que se quiera ver.


Cattle Decapitation tomó al mundo por sorpresa con su anterior trabajo, "Monolith Of Humanity" (2012) pues sus larga duración previos no habían calado demasiado en el gusto general. Lo cierto es que luego de ese último trabajo, este disco puede ser uno de esos 'puntos de quiebre' que el Metal espera de cuando en cuando... ciertamente se había generado una matriz de opinión general que sugeriría no hacerse demasiadas expectativas con este, su sexto disco, "The Anthropocene Extinction". Nada como mantenerse bajo el radar de las esperanzas... el elemento sorpresa es fundamental para lograr la victoria y podríamos posiblemente estar no sólo ante el mejor disco de esta banda norteamericana, sino ante uno de los mejores del año y más.
 
"TAE" es absolutamente destructor, criminal, intenso y agresor... pero si se le presta la atención debida también es rítmico, emocionante, intrincado, estentóreo y !oh, sorpresa! envolvente, de inesperados y melódicos riffs, letras sumamente comprometidas con el mensaje humanista y finalmente e insuperablemente emocionante. Recordemos que el Metal es, estructural y fundamentalmente, un vehículo para la trasmisión de sentimiento, no necesariamente sensibles o delicados, pero sentimientos al fin. Este disco se deshace en eso. Es como correr un maratón sin estar preparado, una experiencia destructora y a la vez transformadora.
 
Por supuesto que hay que entender que este género es extremadamente selecto. El disco no le va a atraer a la gran mayoría de pobladores del planeta Tierra, es más... dentro del mismo movimiento metalero apenas tendrá un nicho, por eso cuando me lean, si se están iniciando en estos sonidos, créanme: no van a conseguir muchas más manifestaciones de este tipo a este nivel... préstense sin embargo, déjense atrapar por la inconmensurable intensidad de la voz, la guitarra y el ritmo de este disco, que debe pasar a la historia. Doce canciones, en las que no importa en la que se coloque el dedo, se tendrá que sobrevivir a una de las demostraciones más intensas de Metal extremo. Aquí hay una historia de crudeza, cambios de ritmo, sonidos, arreglos, velocidad, instrumentación virtuosa y calidad que no va a pasar desapercibida. Si había discos que se destacarán en 2015, "The Anthropocene Extinction" acaba de entrar encabezarlos.

Es hasta cierto punto una lástima que el Metal de este calibre grueso sea de difícil digestión para muchos, pues, tal cual como ocurre con ciertos sectores de música Clásica, especialmente la moderna (de 1910 para acá), el crecimiento del público ha sido limitado... la gente no quiere aprender, como nos decía un profesor en la universidad, pero hay motivos... de esto hablaremos a mediano plazo. Mientras tanto no voy a perder el tiempo en señalar canciones específicas dentro del disco. El mismo es toda una gran ejecución y sus canciones me parecieron más los típicos 'movimientos' de una obra clásica. Disfrútenlo así, pero lean las advertencias del empaque, "TAE" de Cattle Decapitation puede causar sobredosis y no es para todos los públicos. Dos discos perfectos en un mes es como mucho y es de agradecer.

10/10. Clásico, necesario e histórico.

miércoles, 19 de agosto de 2015

Soulfly - "Archangel" (Thrash / Death)

Bueno, que alguien me explique que pasa aquí, porque Max Cavalera ha mostrado buenos y muy buenos trabajos y no es que yo tenga nada en contra de él, muy por el contrario, este contemporáneo brasileño merece, por haberse ganado el derecho hace bastante tiempo, estar donde está, en la cúspide del imaginario metalero, todos sabemos que mayormente por Sepultura, pero también por agrupaciones como Cavalera Conspiracy ha escrito páginas interesantes y hasta memorables.
 

Ahora, cada vez que viene un disco de Soulfly, su actual proyecto principal (acordémonos que este señor colabora o participa con una gran cantidad de bandas), ha sido decepción tras decepción, en algunos casos de forma grave. "Savages" (2013) fue apenas aceptable, "Enslaved" (2012) mejoró, pero "Omen" (2010) no dejó casi ningún buen recuerdo. Sucede que ahora con "Archangel", para mi, toca fondo y pone en peligro el futuro de la banda. Es realmente poco lo extraíble de este trabajo, incluso el mal gusto lírico, satánico por el placer de hacerlo así, sin mayor ilación ni concepto.

Mira que me he puesto a oírlo y me he dado tiempo, buscándole la genialidad, los elementos interesantes o el por qué y realmente no lo he conseguido ni me he sentido satisfecho. No puedo decir que su agresión este lograda, que sus riffs tengan fuerza o que el songwriting sea poderoso o tenga carácter... no. Corriendo el eterno riesgo de ser atacado por lo incondicionales o por aquellos que realmente saben más que yo, este puede ser el peor disco de la banda y definitivamente uno de los trabajos que a pesar de su gran expectación logró el menor de los resultados. Lastima la grandiosa portada que se gasta, lo que viene adentro no cumplió las expectativas.

"Archangel" es un disco plano, suena burdo y común; si al menos fuera genérico podría haber tomado elementos del Thrash tradicional o del Groove -si el caso fuera- para hacer una muestra promedio, sin grandes demostraciones, pero pasable. Ni eso. Es sencillamente incómodo, mínimamente divertido y pretende resumirlo todo en una perspectiva lírico-diabólica que no suma. Por algún momento pensé que quería acercase a la perspectiva de un Behemoth o Gorgoroth, pero Cavalera (no culpo a más nadie, él es centro del universo en esta banda) no logró llegar a ningún lado. Un disco con algunas voces logradas y una instrumentación aceptable, especialmente la guitarra de Marc Rizzo, pero nada más.

Soulfly sigue siendo un enigma para mí, sólo hace un año Cavalera Conspiracy, el proyecto que desarrolla con su hermano Igor, irrumpió con fuerza y lució (y sonó) como un retorno fuerte, de calidad, incluso con aquellos elementos étnicos que tan claramente identificaron a Sepultura y colocó a la banda como una de las mejores del género. Ahora con "Archangel", las veces que le di la oportunidad (y mira que lo hice) no logré el efecto. Este disco merece un lugar en el fondo del armario de la familia Cavalera.

4/10. Sobretodo decepcionate.
 

martes, 18 de agosto de 2015

Fear Factory - "Genexus" (Industrial / Cyber)

La historia, los nombres y los cambios estilísticos de Fear Factory son tan interesantes que dan ganas de hablar sólo de eso cuando se toca el tema, pero haría que nos olvidáramos de lo principal, que con veinticinco años de historia presentan un nuevo disco, el undécimo, "Genexus" el cual puede estar dentro de lo mejor que han mostrado, superando sin duda el conceptual "The Industrialist" (2012), aunque quedando todavía por ver si puede alcanzar el exito que significó "Mechanize" (2010).


El género Industrial tiende con cierta facilidad, según mi perspectiva, a la sobreproducción; esa cantidad de sonidos que muestran las bandas del estilo puede -peligrosamente- percibirse como exagerada y por ello, a pesar de lo agresivo que es gracias a su base Death, llegar a saturar un poco y a veces, hasta mucho. Por suerte el enfoque de Fear Factory superó esa realidad luego de tocar su punto más bajo con "Transgresion" (2005), convirtiéndolo en el disco menos apreciado de su trabajo, para ir creciendo nuevamente, con un enfoque algo más innovador.
 
"Genexus" es un disco que mantiene la mezcla de estilos que los ha caracterizado recientemente, pero agregando un songwriting especialmente bien hecho, producto de su evidente experiencia. Sus canciones son, si se quiere, algo predecibles y no aportan gran novedad, pero vaya que suenan bien. Hay temas que son realmente buenos, en los que la mezcla de gran ejecución, la grandiosidad esa que algunos exageran y una interesante dosis de melodía, especialmente en los coros y riffs, creando un disco con alma, cuya principal virtud es lo rápido que se quiere volver a él. "Genexus" es altamente repetible, se siente que además de bueno tiene elementos por descubrir en cada oía, nuevos sonidos, algunos crudos, otros simplemente emocionantes.

Los elementos Electrónicos que tienen tanto detractores como amantes están presentes en trabajo, pudiendo ser que abusen un poco menos de ellos que en oportunidades anteriores; la guitarra destructora del hijo pródigo Dino Cazares (se fue en '02 y volvió en '09) se mantiene como uno de los sellos del sonido de la banda, mientras que la brutal voz del gran referente Burton Bell muestra mucha fuerza y nada de cansancio tras tantos años. La batería no ha sido nunca de mi total predilección... creo que abusa del blastbeat y la programación.

Claro, la conceptualización lírica de algunos temas de este disco es para mi algo especial, siendo como soy un amante de la película de culto "Blade Runner" (1982), no puedo sino agradecer lo bien que han podido mostrar un pedazo sonoro de lo que el Cyber-Punk sería dentro del Metal. Canciones como Autonumous Combat System, Genexus, Expiration Date y Regenerate, entre otras, brindan excelentes recuerdos de la obra de arte de Riddle Scott y eso es de agradecer.
 
Creo que el trabajo es sólido y recomendable, incluyendo incluso sus elementos menos atrayentes, que una vez superados, agregan una página de éxito para Fear Factory.

8/10

viernes, 14 de agosto de 2015

Trials - "This Ruined World" (Thrash / Groove)

Entre el viaje y el trabajo estoy atrasado este mes con los comentarios. Pero no por eso me he desconectado del ambiente metalero... ¡que va! entre ahora y finales de noviembre debemos ver mayor concentración de calidad y puede que de aquí salga también lo mejor del año. Y hablando de eso, la banda norteamericana Trials, quien hasta ahora había sido más o menos un enigma para mi, han presentado un genial, posiblemente adelantado a su época, disco de Thrash / Groove, el cual tiene que ser objeto de disfrute de quien se precie de seguidor de los sonidos intensos.


No voy a gastar ni un instante más en señalar que el mayor mérito de este, su tercer disco, "This Ruined World", es su sonido novedoso. En clave de Thrash este cuarteto, sin sello discográfico, ha lanzado un trabajo que salta cuánticamente no sólo sobre otros larga duración del género en un buen tiempo, sino sobre incluso sobre casi cualquier estilo. Un elemento general de análisis y crítica en los discos de Metal es innovación (o más bien, la falta de ella). Trials, perfectos desconocidos para mi hasta ahora, han creado un impacto importante en mi percepción, pues no sólo el disco tiene todo lo que de su estilo puede esperarse, sino que además agregan elementos únicos, tanto en voz, riffs, atmósfera, ritmos y crudeza que creo no se asemejan a nadie, a menos que con alguna pinza se pueda extraer ciertas reminiscencias de lo mejor que ha podido realizar Max Cavalera... y aún así. Esto no es el Thrash de tu papá, ni siquiera el Groove de tu hermano... ¿puede ser el Modern Thrash de tu hijo? habrá que tener los ojos abiertos.

Ciertamente resulta un poco extraño que esta banda no se haya mostrado antes. Yo que repaso listas y listas y por años lo he hecho, sinceramente no los recuerdo. Ahora, por su puesto, habrá que ver a que suenan sus dos discos anteriores "Witness To The Downfall" (2011), "In The Shadows Of Swords" (2013 - nombre peligrosamente Folk) y su EP, "Don't Believe The Word" (2015). Pasa que es tan grande la oferta metalera, quizás unos diez a quince discos diarios, que a cualquiera le puede pasar. Pero es que Trials es genial, realmente destructor, pero no en el sentido de la rapidez o el ataque sonoro por sí mismo... no, es otra cosa. Resulta difícil de explicar cómo se puede incorporar tanta música a un tema como Blink Of An Eye -nominada como Canción del Año-, o cómo se puede amenazar tanto la paz espiritual de un oidor con Truth Defiled, o hacer canciones criminales y destructoras como Digging My Own Grave, Beat The System To Death o Don't Believe A Word y así cada uno de los nueve temas que conforman "This Ruined World".

He tenido este disco en 'maceración' unos cuantos días porque desde un inicio me ha parecido impactante, ya no sólo los temas, la intensidad de la voz y coros, sus riff y lírica, sino también por el nivel de ejecución, el cual, sin ser música que necesita una capacidad virtuosa, muestra en muy buena forma a sus miembros, especialmente a su guitarrista Ryan Bruchert y a la imponente voz -pero no centro del universo- Mark Sugar. Y el paso de los días, tomarlo aquí, soltarlo allá, me ha ido convenciendo que esto es material de primera. Novedad, intensidad, capacidad de sorpresa y mucha calidad. "This Ruined World" puede pasar a la historia como un disco importante, no sería inesperado que en unos años todavía sea recordado o más que eso.

Que el Metal tenga manifestaciones como estas y que todavía haya lugar a maravillarse con la escandalosa capacidad sonora que de él se anhela es razón para continuar siguiéndolo. Sólo queda esperar el próximo disco de Trials.

10/10 Nominado como sólido contendiente a Disco del Año de El Lado Oscuro - Metal Crítica. 

martes, 11 de agosto de 2015

Bullet For My Valentine - "Venom" (Melodic Metalcore)

Yo no hablo de Bullet For My Valentine, nunca lo he hecho porque el Core en general realmente no me gusta, con ilustres excepciones (We Came As Romans se llevó un 8 una vez y Converge un 9), así que prefiero dedicar el poco tiempo que me queda para escribir para referirme a cosas más interesantes y también -un poco- para no ir hiriendo sentimientos por ahí; alguien dijo una vez que si no se tenía nada bueno que decir, mejor no hacerlo... contradicción para los que nos creemos críticos, pero humanamente caritativo.

 
BFMV tiene una legión de seguidores, ciertamente el sonido Melodic Metalcore tiene su base de fans, no voy a denigrar de eso, es lo cierto y llenan conciertos. Ahora, el género siempre me ha parecido blando e indulgente, quizás hasta engañoso, lo veo como que quiere hacer Metal y toma ciertos elementos de él pero finalmente se decanta por voces y melodías salidas de las más conspicuas películas de Disney, que se pretenden 'metalizar' con un growl aquí y un blastbeat allá... bueno, a unos les gusta, a mi sólo excepcionalmente.
 
Y esa excepción se ha mostrado en "Venom" (hasta cierto punto, no crean tampoco que estamos hablando de la segunda venida) y es que el quinto disco de la banda es notablemente más agresivo y pesado que lo que de ellos había escuchado y finalmente es un lavado de cara del terrible "Temper Temper" (2013) que si por mi hubiera sido, debió haber enterrado a Bullet For My Valentine. Pero no, han mostrado orgullo personal y reconocido que aquella mariconada de dirección que tomaron con ese disco no los iba a llevar a ningún sitio cercano a la venta multimillonaria que lograron con "The Poison" (2005)... números que hicieron palidecer casi cualquier disco en una era en la que diez mil discos vendidos son un verdadero éxito (aunque de esto hablaré en el futuro, porque puede estar dándose un cambio).

En cualquier caso unos tres o cuatro temas de "Venom" me han llamado la atención con su perspectiva renovada, agresión más realista y algunos riffs bastante mejor logrados. Los temas Worthless, No Way Out, Pariah y Army Of Noise, destacan a pesar de que en otras canciones no pueden resistirse a regresar a sus orígenes y hacerse facilones, entregarse a los malhadados breakdowns con los que mezclan el último acorde duro con la banda sonora de 'Frozen', como pasa con las canciones Broken o The Harder The Heart (The Harder It Breaks), las cuales pueden ser interesantes en manos de una banda Death, pero que finalmente ejecutadas por BFMV se deshacen en el mezclote típico del género.

Habiendo una primera vez para todo, por esta vez creo razonable no espantar a los buscadores de nuevos sonidos que se toman la molestia de leerme y sugerir que le den una visita a un disco que mejora considerablemente respecto a su anterior y tiene algunos momentos aceptables. Dudo que este trabajo marque el inicio una nueva perspectiva de la banda, pero al menos pasará como algo más digerible.

6/10

lunes, 10 de agosto de 2015

Kataklysm - "Of Ghosts And Gods" (Melodic Death)

Estoy de vuelta y algún aprendizaje (o quizás confirmación) me traje del viaje por Madrid y Londres... el Metal el mucho más elitesco de lo que parece. ¿Como es posible que en un concierto de Ne Obliviscaris en Londres sólo reúna ochenta o cien personas? Hay varias respuestas, las iremos analizando cuando pueda editar y subtitular las entrevistas que pude realizarles, así como a los ingleses de Xerath.


Ahora vamos a hablar de un disco necesario de 2015, de "Of Ghosts And Gods" de la banda Melodeath canadiense Kataklysm, quienes se acercan a sus veinticinco años de fundados y con este disco muestran su décimo segundo larga duración, el cual ha causado alguna reverberación en el ambiente, ya que muestra suficientemente la experiencia y calidad con la que se les conoce.
 
El tema fundamental que durante su carrera ha desarrollado el grupo, como es la percepción apocalíptica del mundo, vuelve a estar presente en este trabajo, cuestionando en cada una de sus diez canciones la existencia y el futuro. En lo particular esa perspectiva les ha dado cierto giro Doom a su Death Melódico, sin abandonar el foco de su sonido. A mi parecer la banda siempre se ha mostrado como una de esas agrupaciones que no decaen, disco tras disco, desde su famoso "Sorcery" (1995) los fanáticos hemos recibido de buen grado sus nuevos trabajos, aunque luego de haber alcanzado su pico musical con "In The Arms Of Devastation" (2007), disco fundamental para los seguidores del género, no ha logrado todo el brillo esperado.
 
"Of Ghosts And Gods" es un disco que integra sus canciones evitando que se muestren dispersas, los riffs de algunos temas tienen bastante de los sonidos Grindcore a los que se han inclinado en varios discos y sin embargo el uso de la guitarra -especialmente- sigue muy de cerca los pasos de los sonidos puros que identifican al estilo Gotemburgo. Canciones como Breaching The Asylum y Thy Serpent's Tongue, son crudamente rítmicas y poderosas y de duración perfecta. 

El trabajo es en general de buena calidad, pero quisiera hacer mención especial al nivel de ejecución instrumental, el cual desde mi perspectiva supera claramente el promedio, donde se pueden perder elementos en el amasijo de sonidos. Aquí por el contrario la puesta en escena y grabación es de primera calidad, pudiendo ser el disco que en el año e individualmente considerado, mejor suena. Ya sólo este elemento le agrega un enorme valor y obliga a repasarlo con cierta frecuencia.

Más canciones, como Soul Destroyer y Marching Trough Graveyards, me parecieron de gran nivel y si hay algún tema donde la intensidad, agresividad y enfoque decaiga un poco, no le resta demasiado al conjunto del disco. Estimo que en momentos en el que el Melodeath se está transformando, con muchas bandas incorporando elementos Modern, este disco que se agarra firmemente al estilo clasico, a lo At The Gates o In Flames, surge con gran calidad.

8/10. Genial portada.