Heavy, Symphonic, Death, Black, Power, Folk, Progressive, Viking, Epic, Melodeath, Speed, Avant-Garde, Thrash, Gothic, Doom... críticas, comentarios y reviews de Metal, pero sólo a veces

miércoles, 29 de julio de 2015

Devils Rage - "Impending Demise" (Melodic Death)

Bueno, para quitarnos el sabor de boca dejado por Symphony X, hablemos del género al que me siento más afín y que en estos días he descubierto por esos mundos digitales. Me refiero a la banda novel venida de Suiza, Devils Rage, quien presenta su disco debut "Impending Demise", publicado de forma independiente y que entiendo aparece luego de haber presentado en 2012 un EP llamado "Rise Of Insanity" el cual desafortunadamente no he podido escuchar.
 
 
Sin duda trataré de ver que trae ese EP, porque realmente "Impending Demise" tiene bastante más de lo que me esperaba -o realmente no se que me esperaba-. Esta manera de hacer Melodeath, de fuerte influencia en bandas como Amon Amarth con algunos elementos más duros, diría que claramente tomados de gente como Belphegor, especialmente en la voz, me sorprendió gratamente pues la banda suena bastante más madura y cohesionada de lo que cabría suponer de un quinteto de gente que en las fotos luce bastante joven pero que suenan como quien ha meditado lo que va a decir.
 
En apenas cuarenta y cinco minutos Devils Rage muestra agresión y suficiente -pero no excesiva- velocidad, muy buen uso de la guitarra, un growl que infunde miedo en el alma, pero sobre todo un songwritting espectacular, particularmente en los temas Genocide, A Tale Of Fredoom, Escape, Atomic Consquence y Baptized In Lies -de ritmo destructor-. Temas que deben llamar a la atención, este año no ha habido mucho como esto.
 
Es interesante que la banda no se limita a desarrollar el género como una copia, pues agrega elementos tomados de otros estilos, como ciertos pasajes tomados del Heavy con la guitarra, especialmente al comienzo de varias canciones, lo que les da frescura. Es indudable también el elemento Atmosférico que sus riffs desarrollan en algunas canciones, de posible influencia Insomnium, los mismos son largos, interesantes y equilibran bastante bien el uso de la melodía, evitando caer en excesos. Cuando estén repasando el disco asegúrense de escuchar esa segunda capa de sonido, la que está más abajo de la evidente voz, para que noten lo bien que se acopla el conjunto.

Para ser un primer disco y además, un primer disco sin un apoyo disquero, Devils Rage envía no sólo un mensaje musical importante, sino la demostración de que si se puede. Que las bandas cuando se lo proponen logran sus objetivos, únase a eso el hecho cierto de tener un nivel musical como el mostrado... los ingredientes son explosivos. Ciertamente también puede que requieran algo de experiencia que les permita diferenciar un poco más su sonido del de las bandas de las que reciben influencias, pero no desmerita ello a "Impending Demise".

Es indudable que el vértice de la banda se encuentra en la brutal voz que Stefan 'Lalas' Häfliger muestra, la cual no sólo es potente, sino que es capaz de mostrarse unos tonos más abajo de lo que normalmente se espera.... y esa guitarra, pesada, omnipresente, machacadora, como en Strike Back. Realmente no me sorprendería que la banda pegue duro este año en las listas de los amantes del estilo. Salivo sólo de pensar que puede hacer esta gente si se mantiene en el tiempo. Ojalá.

8/10
 

sábado, 25 de julio de 2015

Symphony X - "Underworld" (Symphonic)

Un disco de Symphony X es un acontecimiento posiblemente no solo en el Sinfónico, ni siquiera en el Metal. Desde mi visión debe ser motivo de regocijo para la música en general, lo que es cierto desde hace más de veinte años. Esa forma de elevar cualitativamente la ejecución de la guitarra, los teclados, ritmos y voces, haciéndolo todo más grande, más intenso y mejor... y que hayan escogido el Metal para mostrar el virtuosismo que los ha caracterizado pues sólo debe ser de agradecer y yo lo hago.
 

Discos como "The Divine Wings of Tragedy" (1997), "V: The New Mythology Suite" (2000), "The Odyssey" (2002) e incluso su último, "Iconoclast" (2011) son las pruebas a las que me remito. Por favor, incluso han realizado canciones que están por derecho propio en el Top 100 de mi humilde lista personal, como Paradise Lost (del disco homónimo de 2007). Todo ello sólo habla bien de esta banda, quienes además se precian de ser una de las agrupaciones más estables en el tiempo, lo que les permite un desarrollo impresionante de su arte.

Pero como a todos los seres humanos no pasa, siempre se puede tener un día malo, un 'annus horribilis'... un disco peor en el caso de músicos. A Symphony X les ha tocado en esta oportunidad. Algo en el camino de "Underworld" se torció y produjo un trabajo menor. Menor el calidad vocal, menor en inspiración y songwritting, un disco que tiene sus momentos que recuerdan quien está tocando pero que en la sumatoria deja mucho que desear. Si bien es nuevamente una exhibición de destreza instrumental y un par de temas como son Underworld y Without You y pasajes de Swangsong hacen valer los galones ganados por la banda, la voz de Russell Allen se pierde en el sonido, no transmite esa emoción desbordada y agresora que lo ha llevado a ser uno de los mejores, su toque mágico no estuvo nunca presente... su voz cantó, su alma no.

Ciertamente la batería de Jason Rullo se mantiene como un eje fundamental de este trabajo, junto con la firma de la casa, la guitarra de Michael Romeo y si se tratara sólo de comentar respecto a sus capacidades, pues habría que inclinarse ante ellas, igual se debe decir de la ejecución en los teclados de Pinella. Pero los elementos, en esta oportunidad, no lograron acoplarse como era de esperar... y ese puede que sea también un elemento a razonar: de Symphony X ya no se espera un disco 'interesante' o 'pulido', de estos genios del Symphonic norteamericano se aguarda por un choque frontal de sonidos hilados como sólo los grandes lo saben hacer.

Temas sosos u olvidables plagan el disco, con coros que no forman parte de la herencia de la banda, ni riffs envolventes y emocionantes, canciones como Nevermore, Kiss Of Fire, Charon -terrible-, To Hell And Back (decepcionante con excepción de la guitarra), Run With The Devil y In My Darkest Hour pueden ser incluso destructoras en la puesta en ejecución instrumental, pero terminan y te dejan esperando la sustancia, el amargo ese que cala en el fondo de la memoria, el resto sólo aceptables. Por esta oportunidad Symphony X se privó o no logró alcanzar el difícil objetivo de apretar en su puño las emociones que sus más fieles fanáticos esperamos.... repito, songwritting y voz, fueron decepcionantes.

"Underworld" es ciertamente difícil de entender a las primeras, como mucha de la música que la banda hace y que requiere maceración para que asiente en el gusto, pero no creo que en esta oportunidad sea ese el motivo por el cual no me llegó, aunque ciertamente deberé volver a él para seguir desentrañando su mensaje; al momento de escribir esta nota temo que sufre el riesgo de quedar como su disco menor.

Puede ser que S-X esté experimentando y que yo esté tan equivocado como algunas veces, pero de lo que no me queda duda es de que así no se sirve este plato: Su emoción, el nivel de impacto de sus sonidos, de sus acordes, sus riffs y las sensaciones que todo eso transmite, no las conseguí en "Underworld" y adelantádome a los incondicionales, les diré que no me satisface que esto sea así, Symphony X es una de mis bandas preferidas y sinceramente espero que este sobresalto sea sólo ese momento de desenfoque que todos tenemos alguna vez.
 
5.5/10. Tampoco la portada me atrajo.

miércoles, 22 de julio de 2015

DarkTribe - "The Modern Age" (Power)

Más Power, del que sale del corazón iluminado por la pureza del asesino de dragones... emocionante, épico, inspirador y absolutamente cliché, con decenas de lugares comunes, melodías que te atrapan pero se olvidan a los cinco minutos. Los franceses de DarkTribe presentan su segundo disco metiendo en la mezcladora todos esos elementos y presentando "The Modern Age", un disco que puede pasar a la historia como ejemplo de un buen disco de Power, con todos los elementos necesarios para ser considerado tal, pero que por sus excesos indulgentes, se hace parte del montón.
 
 
"The Modern Age" es la suma de influencias evidentes, bastante perceptibles, pero con poco de originalidad propia. La voz y velocidad a lo Dragonforce es lo más notable y mejor ejecutado del trabajo, su grabación es de primera calidad, hay riffs a lo Stratovarious y Hammerfall en algunas canciones que obligan a levantar la mirada, especialmente el tema Red House Of Sorrow está muy bien ejecutado. Sin embargo en un año donde el Power ha mostrado tanto crecimiento, con bandas como Orden Ogan, Angra, Winterage, Pyramaze e incluso Guardians Of Time que han puesto de manifiesto como el género no tiene porque ser tan estático, esta banda cae en la tentación de sonar como se hacía hace veinte o más años, lo que en sí mismo no es despreciable, pero se debe aceptar que no tienen tantas herramientas como las que tenían Accept o Grave Digger... no se, creo que ya no es posible que esa fórmula suene fresca.

Si... a los que en este momento se están quejando dire, DarkTribe no es una banda mala, tienen canciones aceptables y se van a ganar el gusto de algunos; temas como A Last Will, Wild Call y No Train To Hearth son buenos, pero no trascendentes. Aquí no va a quedar un legado y aunque comprendiendo que no es un requisito que cada disco sea una obra de arte, "The Modern Age" es demasiado estándar, no tiene atrevimientos... todo es melodía -algunas buenas-, velocidad de batería, un buen sólo de guitarra y una voz aceptable... pero todo eso ya está oído. Bandas incluso como la misma Kamelot, a quienes se puede citar como referencia del Power, para 2015 se han dado cuenta que el género ha crecido y por eso se han atrevido a aportar agresividad y oscuridad sin dejar de ser melódicos y emocionantes. Aquí hay poco o nada de eso.

Cierro comentando que creo que la banda tiene los elementos necesarios para crear un excelente trabajo, liderados por la voz de Anthony Agnello, que es un fuerza a reconocer y seguramente el crecimiento que trae aparejada la experiencia les dará una mejor perspectiva para explotar en un gran trabajo, pero de mantenerse en esta zona confortable al hacer Power, no creo que superen el límite entre lo aceptable y lo grandioso.

6/10
 

lunes, 20 de julio de 2015

Between The Buried And Me - "Coma Ecliptic" (Modern Progressive / Core / Avant-Garde)

Este estilo de Progressive... Modern Progressive como también lo llaman, tiene en Between The Buried And Me a uno de sus principales exponentes, quizás a uno de los mejores junto a gente como The Contorsionist, uniéndoseles ahora bandas más recientes como Ne Obliviscaris y Dreamgrave. Siete discos (ocho si se cuenta el primer "Parallax" pero ese era un EP y yo no los cuento), se unen a este trabajo "Coma Ecliptic", un disco que para celebrar sus quince años se percibe genial.
 

En sus inicios esta banda estaba mucho más claramente identificada con los sonidos Metalcore, pero con el paso del tiempo esa influencia se ha visto transformada en progresiones interesantes y mezcla de voces que poco se acostumbran a ver. Para mi su trabajo siempre ha resaltado, no solamente por la gran calidad instrumental de la banda, sino especialmente por la incorporación de tantas influencias, de tantos sonidos, en los que se pueden identificar Death, Rock y mucha experimentación Avant-Garde. En "Coma Ecliptic", un disco que se excede un poco en su duración de sesenta y ocho minutos, se percibe mínimo relleno y nuevamente su fundador, el tecladista y voces tanto limpias como growls, Tommy Giles Rogers, hace gala de maestría y gran capacidad, lo que unido a la buena guitarra de Paul Waggoner, redondean un excelente disco.
 
Claro está que este trabajo y en general los discos de Between The Buried And Me no están especialmente dirigidos para un público ávido de emociones crudas e intensidad rítmica, el Metal que la banda realiza, muy especialmente en temas como Famine Wolf, King Redeem / Queen Serene, Turn On The Darkness y el genial Memory Palace -nominada como Canción del Año de El Lado Oscuro - Metal Crítica-, son canciones multifacéticas, intrincadas, tan elaboradas como sería de esperar de un buen grupo enfocado al Prog, y sin embargo, no pierde el camino de sus raíces Core, hay esa cierta criminalidad en la voz, aunque el tema The Coma Machine, por el exceso de carga Core y el par de temas de cierre no me hayan convencido mucho, no producen que el demérito sea excesivo.
 
Pero no se crean que es el elemento Core el que enfoca este trabajo, solamente lo nutre, es realmente en la forma de hacer Prog, de fuertes reminiscencias en bandas como King Crimson y Pink Floyd lo que engalana este disco. Riffs y ataques de alta calidad, cambios de ritmo bien logrados y un fuerte sentido de coherencia hacen de este disco un trabajo de alta calidad. Hubo alguien quien una vez dijo que Between The Buried And Me era 'la banda adulto contemporáneo del Death Metal Progresivo'... y puede que haya tenido mucha razón.
 
"Colors" (2007) siempre se ha dicho que es el mejor disco de la banda, sin embargo pienso que "Coma Ecliptic" puede convertirse en su nueva referencia y nadie que se precie de oír bandas en lo alto de la cadena de desarrollo del Metal debería dejar pasar esta oportunidad.
 
8/10
 

viernes, 17 de julio de 2015

Animal As Leaders - "Animal As Leaders - Encore Edition" (Progressive / Jazz)

Animal As Leaders son una 'rara avis', su música es exigente y demanda del público bastante más que un mínimo nivel para disfrutarlos, de hecho mezcla los dos estilos musicales populares (término usado por 'asequible', por favor, para evitar discusiones bizantinas) más complejos que existen y realmente valederos como referencia artística, el Metal y el Jazz. Esto no es nuevo, ya en su disco anterior "The Joy Of Motion" (2014) había comentado algo al respecto.
 

¿Eso quiere decir que nunca un disco de esta banda será disco del año? Evitando ser políticamente correcto, creo que sí. Esta forma de hacer música, llamada por los conocedores como Fusión, es demasiado intensa en su presentación y estructura como para convertirse en un preferido general. Sin embargo son una de las manifestaciones más honestas de capacidad y proeficiencia instrumental... en calidad cuesta ganarles a los integrantes de Animal As Leaders, su placer está en el exceso musical, en la descarada demostración de virtuosismo.

Tomen sólo por ejemplo la ejecución percusiva de este, su último trabajo "Animal As Leaders / Encore Edition”, sin ser extrema la ejecución dela bateria es preciosista, cambiante, intensa y complicada, siempre un elemento fundamental del todo. No hablemos de la guitarra, un prodigio de sonidos sale de los dedos de Tosin Abasi. Especialmente temas como Behaving Badly, CAFO, Point To Point, Wave Of Babiee, Tempting Time y Song Of Solomon y muy por encima Kalimba, la cual no entiendo como quedó por fuera del corte original,  son abusivos en su estructura y calidad.

Este trabajo, por si no lo saben, es una nueva ejecución de su disco "Animal As Leaders" (2009) -que viene siendo su disco debut- y tiene desde mi visión más sonido, está mejor realizado, contiene más intensidad y sobre todo agrega un toque más metálico que el original; es una especie de mejor explicación de sí mismo. ¿Podrá en conjunto llamarse a todo eso 'experiencia'? posiblemente. Lo cierto es que se presta para ser oído más de una vez, es claramente más divertido que aquel y seguro más potente que su "Joy Of The Motion" (2014), aunque nuevamente pueda excederse en el gusto de ellos por ellos mismos... que así son ellos, pues difícilmente creo que esta banda se preste a sonar 'cómoda' algún día. Son los mejores según su perspectiva y se lo creen... y están por ahí. Bienvenidos otra vez.

Desafortunada y nuevamente algunos sonidos y riffs se hacen un poco exagerados para mi gusto. Yo creo que la música, incluyendo al Metal, tiene sus momentos para ser grandilocuente y estentóreo y así me puede gustar, sin embargo el abuso masturbatorio en la ejecución es finalmente solo eso y gusta o no. El disco tiene algunos momentos y detalles 'demás' que claramente son el sello de fábrica de Animal As Leaders; en la sumatoria final siempre será de agradecer que estén aquí.

7.5/10

jueves, 16 de julio de 2015

Ladoscuro.net

Muy bien, es oficial que Blogger no me va a devolver mi anterior sitio por lo que he decidido pasar la página, dejar atrás el episodio y reconstruir El Lado Oscuro - Metal Crítica adquiriendo un nuevo dominio, bienvenidos a LADOSCURO.NET

Gracias por el apoyo de siempre.

Alfonso

\m/

martes, 14 de julio de 2015

Shape Of Despair - "Monotony Of Fields" (Funeral Doom)

El Doom es muy específico, inclusive tan particular que es malentendido. Hay quien lo ubica en segmentos pervertidos del público... ¿y qué si es así? ¡¡¡jajajaja!!!... No, perdón... estoy siendo provocador... y no. El Metal es pervertido en sí mismo... ¿un metalero de 46 (56-66-76-96) años es un bicho raro, o no? No me interesa [pero si lo es]. Estos son los sonidos de mi vida y como dije una vez (o me parafraseo), el Metal sólo se revela a quien quiere, no todo el mundo está destinado a él. PD: Siento que se acerca la necesidad de hablar un poco más de mí nueva y próximamente, pero de momento comentemos a Shape Of Despair.
 

Filandeses -cómo no- que se encuentran rondando el tope de las listas desde hace unos meses con su mejor trabajo en quince años de existencia, "Monotony Fields". Demasiado 'demasiado' para quien no tenga cierto gusto por el género, especialmente por uno de los growls ubicado más abajo en la escala musical y un ritmo absolutamente absorbente y crudo, como es la derivación llamada Funeral... que vendría a ser algo así como el sonido que precede al entierro del enterrador.

Pero cuidado, con este disco los preconceptos son inútiles. La cantidad de música, riffs, emoción, intensidad y ambiente que "Monotony Of Fields" ofrece son fruto de una integral demostración de songwritting y sensibilidad. No todos los momentos del día serán los adecuados para entrarle al trabajo, más aún, puede que haya que encontrarse relajado... necesitado de aturdimiento sensorial. Un disco como este tiene su sentido, para mi es el de impresionar, capturar en su ejecución. Si para otros es diferente, pero transmite algo similar a una tarde fria y gris, seguro habrá cumplido con su cometido.

Dos elementos saturan este disco, la voz de Henri Koivula que por sobre todo es lo más próximo al nivel humanamente perceptible y los teclados de Jarno Salomaa que pueden servir de fondo para una obra de Allan Poe y sin embargo, la dulzura de la voz femenina de Natalie Koskinen, la guitarra omnipresente y el bajo son encomiables, a pesar de que el disco, desafortunadamente dura demasiado; este nivel de intensidad, sostenido por una hora y cuarto es simplemente agotador, no es fácil encontrar el momento para navegar por semejante duración... un detalle, pero conceptualmente importante para lograr la perfección.

Al igual que durante '14 los españoles de Helevorn lograron con este complicado, complejo y extremo estilo uno de los mejores discos, Shape Of Despair ha manejado sus sonidos de manera tal que no abrá gustoso del Doom, incluso del Gothic con perspectiva intensa, que no digan que hacia falta algo así.

Dentro de los primeros cinco temas del disco hay cuatro espectaculares, Reaching The Innermost, Monotony Fields, Descending Inner Night y Withdrawn, decayendo un poco el sonido en In Longing y haciendose demasiado expectante en The Blank Journey, cerrando muy bien con Written In My Scars, este trabajo muestra como se hace Doom sin caer en clichés. Para mí claramente dentro de lo mejor del género en lo que transcurre del año.

8/10

sábado, 11 de julio de 2015

Powerwolf - "Blessed & Possessed" (Power)

No voy a negar que este disco estaba en mi top 5 de espera, especialmente este año que el Power se ha mostrado en una de sus mejores formas. Creo que Powerwolf tiene uno de los acercamientos más interesantes y divertidos al Metal y creía firmemente que, aunque no iban a reinventarse ni mucho menos, "Blessed & Possessed" podía ser otra gran entrega de la banda. Puedo haberme equivocado, pues el trabajo no alcanza niveles como los de sus últimos dos discos, "Blood Of The Saints" (2011) y "Preachers Of The Night" (2013), este último su mejor trabajo hasta la fecha, desde mi perspectiva.


Siendo este su quinto disco y sabiendo que no habría mucho lugar a la sorpresa, Powerwolf hizo lo que hace y lo hizo razonablemente bien, aunque su fórmula se repita ad nauseam. Sin embargo y aunque "B&P" sigue la línea marcada por ellos mismos desde 2003, creo que este disco es menos que los anteriores por ser más melcochoso y menos agresivo, con algún pasaje y uno que otro tema inclinándose peligrosamente hacia el Metal colorido, ese que hacen sus coterraneos Freedom Call, despectivamente conocido como Flower Metal.

Pero detalles aparte, este viene a ser un disco interesante en el que nuevamente Powerwolf juega con su imaginería y lírica que como una vez dije, crea un altar cristiano en esteroides mezclado con hombres lobos, letras retorcidas, historias góticas, medio religiosas, medio hombre lobo y vampiro, rociadas de bastante de sangre, pareciendo a la vez que, en el marco general del disco, nada es muy en serio y todo se toma con bastante buen humor.

En lo musical todavía hay algunos temas realmente buenos, de esos que se clavan en la memoria. Por ejemplo, Blessed & Possessed y Dead Until Dark que son la forma ideal de abrir el disco, Army Of The Night es un poco cliché pero de buen riff, Armata Strigoi tiene los coros que sirven de sello de la casa, aunque no es lo impresionante que acostumbra a ser la banda... abro paréntesis aquí para hacer mención especial al trabajo de guitarra de Matthew Greywolf, el cual se muestra bastante más que en oportunidades anteriores, a despecho quizás de los teclados, sin embargo me parece que trae un notable crecimiento.

Sigue We are The Wild menos intensa -siempre comparada con la perspectiva general del grupo-, pero no deja de tener sus momentos. Aceleran el ritmo con Higher Than Heaven, otra canción divertida y típica de la banda. Luego viene Christ & Combat, con influencias muy a lo Sabaton, incluso en el uso que hace de su voz Attila Dorn, pero no me convenció del todo, siendo el más flojo de los temas del disco; le faltó la intensidad que los caracteriza. A partir de aquí cierran el disco con cuatro temas interesantes, especialmente Sanctus Dominus, donde la guitarra y teclados se desacen en buen gusto y el riff es simplemente excelente, este tema puede -debe, quizás- ser el mejor del trabajo, en lo particular lo tengo rondándome la cabeza todo el día. Sacramental Sister tiene un ritmo difícil y no me atrajo mucho su riff, me pareció repetitivo. All You Can Bleed está bastante bien, nuevamente llevando en alto el estilo de la banda... por ahí comenté a alguien que Powerwolf se asemeja mucho a AC/DC, siempre buenos, siempre iguales.

Como para evitar el encasillamiento total que acabo de mencionar, parecieran haber querido callarme la boca con el tema de cerrar, Let There Be Night, pues en él hay cierto experimento sonoro con el que dicen que todavía tienen ideas que explotar. De estilo rítmico, más largo que lo usual y con la guitarra con fases de gran protagonista, desarrollado con similitudes a una balada... a lo Powerwolf claro, es interesante, no fantástica, pero muestra cierta novedad. El trabajo lo completan con un disco entero de covers, algunos bien interesantes, como Out In The Fields Michael Moore y Shot In The Dark de Ozzy Ozbourne.

Aunque "Blessed & Possessed" no es mejor que su antecesor, sigue mostrando en forma a la banda, a la que quizás le esta haciendo falta renovación dentro de su enfoque, pero no calidad general.

7.5/10

PD: Esta es la entrada quinientos de El Lado Oscuro - Metal Crítica, en casi cinco años.
 

lunes, 6 de julio de 2015

Cradle Of Filth - "Hammer Of The Witches" (Extreme Gothic / Symphonic)

Cradle Of Filth es una de esas banda que de verdad si tiene muchos seguidores, algunos cuantos incluso más por el uso de su imagen satánica que por su música propiamente, ya que su estilo es algo complejo, una inusual mezcla de Extreme Gothic con Symphonic y reminiscencias Black, un poco a lo Dimmu Borgir. Lo cierto es que el grupo, indiscutiblemente liderado por Dani Filth (Daniel Lloyd Davey) ha dejado su impronta en los veinte años largos y diez discos previos, tanto como para convertir a su undécimo trabajo, "Hammer Of The Witches" en un acontecimiento de mención necesaria.
 

Respaldados ahora por el sello metalero existente más importante, Nuclear Blast Records, era de esperar gran esmero en la elaboración de esta entrega, un larga duración de once temas originales y dos bonus tracks en los que casi toda la banda se ve renovada en sus dos nuevos guitarristas (vuelta al doble sonido de ellas después de varios discos de una sola), tecladista y cantante femenina Lindsay Schoolcraft (ex Mary And Black Lamb), una chica de la se esperaba un contribución interesante viniendo de una banda de influencias Industrial... tanto creo que quiere cambiar de perspectiva que hasta su nombre es nuevo, antes se apellidaba Matheson.

Me produce cierta risa darme cuenta que tengo un razonable conocimiento de Cradle Of Filth y sin embargo no es de esas agrupaciones que me ha llamado particularmente la atención y me pregunto si no me traicionará mi propio subconsciente y yo también les tendré cierto gusto morboso más por su estética que por su música... puede ser.

Ahora el disco. Más o menos como siempre "Hammer Of The Witches" es un trabajo melodramático, ciertamente algo sobreproducido, en el estilo Gótico del que son tan buenos exponentes, de arreglos sinfónicos y orquestales grandilocuentes y algunos riffs interesantes. El disco es un poco difícil de sortear, no llega a ser un amasijo, pero bordea con cierta peligrosidad la mezcolanza de sonidos y para mi, le falta guitarra. La contribución de la voz femenina es poca y el protagonismo de Filth demasiado evidente. La banda es buena, pero para mi sigue siendo la respuesta metalera a Meat Loaf, teniendo este último mucha mayor calidad, individualmente considerado.

Dentro de lo más destacable del trabajo está su velocidad y atmósfera. Ciertamente para ser un disco Goth corre a un ritmo endemoniado y ello, junto con sus ya famosos elementos sinfónicos genera un interesante estado de ánimo el cual considero la mayor virtud de "Hammer OF The Witches". A la vez nuevamente, como en casi todos sus discos, su exceso en la producción me empalaga, no siento que más sea 'más'. Aquí no puedo sino reconocer que es meramente una cuestión de gusto. Evidentemente para los que siempre han tenido a Cradle Of Filth en sus preferencias, el disco será seguramente un nuevo éxito.

Ciertos temas se destacan, como Yours Inmortally, Ring Wing Of The Garden Triptych, Deflowering The Maidehead, Displeasuring The Goddless y Hammer Of The Witches, me hicieron pasar un buen rato y el bonus track King OF The Woods, me pareció excelente.

7/10

sábado, 4 de julio de 2015

Milking The Goat Machine - "Goatgrind" (Death / Grindcore)

Para variar -realmente para sorprenderme- un disco de Grindcore, matizado con Death, que bien vale la pena revisar. No voy a volver a profundizar que el Core no es mi estilo preferido, pero estos alemanes de Milking The Goatmachine son una brisa de aire fresco en el género, no sólo porque se saben reír de ellos mismos con su caracterización sobre el escenario y en temas, por su regularidad en la que cada uno o dos años muestran nuevo material, sino -por encima de todo- porque son realmente buenos. Verdaderos rompe cuellos para aquellos duros del Metal. Calidad es calidad y "Goatgrind", su sexto disco (quinto quizás, porque el anterior fue un 'greatest hits'), me deja boquiabierto y con ganas de romper algo.
 

Core y Death como debe ser cuando nos referimos a lo básico, catorce temas más un bonus de Manowar de entre dos y tres minutos, cargados de rabia, fuerza, intensidad y calidad... me da risa que a algunos sites especializados en el Core no les ha parecido tan bueno como a mí y es que claramente ellos están equivocados y yo no cuando se trata de calibrar música... (...grillo...) ¿no? La voz de de Fernando Thielmann (conocido como Ferli) es estruendosa, criminal y sensorial, el personaje está realmente molesto cuando se para detrás del micrófono y eso es todo, es el objeto y fin del Metal: mostrar sentimientos, cualesquiera que ellos sean.

Luego los temas son sencillos, no hay espectacularidad instrumental sin dejar de haber mucha calidad en la ejecución. Fácil, duro, intenso, rápido y bien realizado es como me gusta el Death. Si eres capaz de obligarme a seguirte y atraes mi atención de manera tal en la que me siento rodeado de música criminal, de la que te gusta sin que sea posible explicarle a los no iniciados por qué, me has alcanzado. "Goatgrind" es un disco que se percibe como la elaboración que un grupo cohesionado hace, teniendo realmente algo que decir, así sea capricomisógino, con la salvedad de que saben hacer Metal del bueno, pudiendo ser reconocible alguna influencia de la banda Cattle Decapitation.

Temas buenos hay a montón, Shadows And Crust, Wolf Expander, Talk To The Hoofe, U.H.T. Milk Is Murder y varios más me sacudieron, con alguna excepción hacia el final del disco donde quizás por exceso de temas cayeron en la irresponsabilidad de uno o dos temas de relleno, el resto es Metal crudo, divertido y serio a la vez... sus letras no pueden ser más psicóticas y su música más envolvente. Buena batería, buenas guitarras y excepcional bajo. Sin mayores exhibiciones es cierto, pero como para que un concierto de esta gente sea animal... literalmente.

Sorprende que tengan riffs tan buenos en algunas canciones, incluso con un mínimo de aderezo melódico que les permite cierta innovación, así como la excelente masterización del trabajo, muy bien grabado y mezclado, con un inusual Rango Dinámico por encima de los 7 dB... una rareza para el estilo.

Si metaleros más melódicos quieren experimentar y culturizarse en la zona de los sonidos crudos, sugiero pasarse por "Goatgrind" el cual tiene de todo, cabras y riffs, crudeza y calidad, emoción y diversión oscura. Para aquellos más radicales en sus sonidos, este es uno de los discos obligados del año.
 
8.5/10