Heavy Symphonic Death Black Power Folk Progressive Viking Epic Melodeath Speed Avant-Garde Thrash Gothic Doom... críticas, comentarios y reviews de Metal, pero sólo a veces

Visitas

martes, 8 de octubre de 2013

Ulcerate - "Vermis" (Technical Brutal Death)

Ulcerate es un acto neozelandés de Technical Death, formado en el año 2000 por tres integrantes, Jamie Saint Merat en la batería, Michael Hoggard en la guitarra y Paul Kelland en las voces y bajo. Con "Vermis" tienen cuatro discos a cuestas, incluyendo uno de los más representativos del género, "Of Fracture And Failure" de 2007, con el cual esta gente hizo un nombre propio bien reconocido, por lo que este nuevo disco es -seguramente- para muchos de los metaleros inclinados hacia el sector más duro, una de las grabaciones más esperadas del año.


La verdad se siente como si hubieran transcurrido edades desde el debut de la banda, donde tomaron la escena por asalto con un Brutal Death, con fuertes matices de Mathcore, impresionante y en el que mostraron innumerables cambios de tempo, gritos penetrantes y sentimiento cáustico y corrosivo. Después, el registro disquero de estos Kiwis fue modificado de diversas formas, no siempre para mejor y así, con "Everything Is Fire" (2009) el nivel cayó un poco y se desplomó en 2011 con "The Destroyers Of All". Ahora que vuelven con "Vermis" la banda parece haber retomado el camino que los hizo famosos y muestra un disco brutal, extremo, verdadero Black, purulento, lleno de disonancias, gritos y blasfemias inhumanas... un placer para los amantes de este concepto, incluyéndome.

Antes de que los oidores más melódicos continúen su lectura les debo advertir: esto no es para cualquiera, es más, no es para casi nadie. Requiere, por sobre todas las cosas, un estado de ánimo especial, dispuesto a abrirse a sensaciones agrias, pues la atmósfera que evoca es sombría, mordaz y fea, con un ambiente oscuro, que es algo que a veces se hecha algo de falta en el Death. Tiene por sobre todo y es su centro, técnica, pero su musicalidad es atónica y no trata de ser el foco principal. Los riffs son sofocantes, las voces ácidas y aplastantes y la batería se combina con la guitarra para producir un sonido altamente distorsionado como casi ninguna otra banda. En resumen, en un nicho verdaderamente reservado para los más salvajes amantes del Metal, este disco -una vez comprendido- es una mezcla de cosas torcidas y desolación.

Hablando de los riffs, "Vermis" presenta pasajes de guitarra increíbles. Mike Hoggard da un rendimiento del que puede estar orgulloso y aunque las canciones son muy lineales, no repiten pasajes muy a menudo y es difícil aburrirse, pues tienden a mezclar patrones disonantes con pasajes oscuros de melodías misteriosas, que junto con los contados momentos tranquilos, proporcionan buen contraste ante la furia que tiende a ser liberada poco después. A mi parecer la canción que mejor ejemplifica lo que quiero decir es The Imperious Weak, en la que la interpretación estelar de la batería de Jamie San Merat, debe haberle quitado varios años a su expectativa de vida, ese señor toca a una velocidad que puede impresionar a cualquiera.

La interpretación vocal es poderosa y dura, aunque haya quien diga que su tomo es demasiado alto en comparación a la mayoría de los vocalistas de Death metal... realmente no me parece. Sus growls frenéticos son el complemento perfecto para el salvajismo de la obra y transmite una verdadera sensación de odio y rabia. El bajo de Paul Kelland queda algo enterrado entre los sonidos, por lo denso del disco, aunque sus líneas tienen algunas la oportunidades para oírse cuando baja el estruendo.

Para terminar diré que las imágenes que se pueden esperar tener al escuchar "Vermis" serán las de un escenario donde la oscuridad es perenne, la tierra es de color gris y hay lava que desintegra todo al contacto; seguramente el tiempo descubrirá más de los elementos nihilistas, destructores y un poco sobreactuados que han acompañado a la banda. Uno de los mejores disco extremos del año.

8.5/10




2 comentarios:

  1. El disco es bueno pero no supera al THE DESTROYERS OF ALL...Y si este disco no es para cualquiera tienes que tener los oidos bien taladrados y un estado de animo neutro para poderlo apreciar

    ResponderEliminar
  2. este album es uno de llos mas si no elmas immenso y axfixiante y ulltra complejo jamas creado esta super difil superar este monstruo gigantesco y si supera por bastante al destroyers...
    esperemos que su siguiente este al nivel que no dudo son los mejores!!.un ejemplo escucha solo el tema abridor y despues VERMIS puta que violencia y quedas asustado y cansado

    ResponderEliminar