Heavy, Symphonic, Death, Black, Power, Folk, Progressive, Viking, Epic, Melodeath, Speed, Avant-Garde, Thrash, Gothic, Doom... críticas, comentarios y reviews de Metal, pero sólo a veces

viernes, 28 de abril de 2017

Firespawn - "The Reprobate" (Death, con un twist)

Para hacer algo tangible hacen falta ingredientes -por así decirlo-, esto aplica desde una paella hasta un viaje a Marte. En lo artístico no siempre aplica este axioma y en la música específicamente, no siempre más es mejor, eso se comprueba todos los días y esa es una de las maravillas del mundo de los sentimientos, dos más dos no siempre son cuatro, muchas bandas pueden reunir lo más granado de un género y resultar un fiasco, a Firespawn no le pasa así, además de ser suecos y tocar Death, lo que va indicando algo, es un quinteto cuya experiencia para el pelo. En la hoja de vida de esta gente hay bandas como Jaggernaut, Necrophobic, Entombed A.D, Unleashed, Morbid, Six Feet Under, Nihilist y varias más.
 

El primer disco de esta gente fue razonablemente aceptado, data de 2015, pero no podría decir que fue muy oído, quizás lo justo sea decir que tuvo reacciones mixtas, un eufemismo para indicar que pasó sin pena ni gloria. Ahora vuelven a intentar la faena con "The Reprobate" un trabajo en clave de Death, pero con una perspectiva melódica diferente a la que el estilo puro sugiere. Sin llegar a ser un trabajo de Death Melódico se muestra muy inclinado hacia el riff, centrando la atención en dos puntos, su bajo y segunda guitarra y la voz de L-G Petrov.
 
Se que para algunos la descripción anterior llamará la atención, es inusual (pero no desconocido) el uso de dos guitarras para una banda de Death. Creo que el grupo le da buen uso a la incorporación de ese sonido y posiblemente sea ese el motivo por el cual Firespawn suena como un crossover entre el Death clásico y el Melodeath. Me parece que su sonido es interesante, bueno y muy atmosférico, aunque no se como caerá necesariamente entre lo puristas de uno u otro estilo, esta perspectiva esta ubicada en una zona equidistante a ambos y habrá quien critique la falta de definición. Yo lo veo con interés, quizás podría ponérsele una nueva etiqueta, en el mejor y decadente estilo metalero y denominar a Firespawn como una banda de Death Sincrético.

"The Reprobate" es un disco frontal, sin malabarismos técnicos, pero muy bien ejecutado, de mucho sonido recurrente, como dije inclinado hacia dejar en la memoria sus riffs, en el que el growl tiene su particularidad propia pues no es tan crudo como lo que se acostumbra a oír y aunque es indudablemente extrema, tiene algo de domesticación o su grabación es demasiado obvia, en el fondo no logro decidir si me gusta o no, de momento me suena diferente y 'diferente' ya es algo positivo. Sus temas son muy envolventes, ese sonido específico del que he venido hablando les dan cierto aura, una especie de sensación total que los hacen especiales. Canciones como A Patient Wolf, Blood Eagle, Serpent Of The Ocean o Damnatio Ad Bestias son abiertamente buenas y sirven para mostrar bastante bien de lo que esto se trata, sólo al final del disco, con la canción homónima hay cierta vuelta al sonido tradicional.

Firespawn ha presentado uno de los discos más innovadores del Death en lo que va del año con "The Reprobate", causándome intriga y a la vez divirtiéndome con facilidad, sin necesidad de elementos exóticos o inentendibles. Buen Metal con una perspectiva pesada, de ritmo marcado, fuerte fijación en el riff y voz enigmática. Sólido trabajo.

8/10. Excelente portada
 

martes, 25 de abril de 2017

Power Trip - "Nightmare Logic" (Thrash)

Cuando el año pasado la gente de Vektor reinventó el sonido Thrash con su incorporación de elementos Technical y neo enfoque del sonido salido de la Costa Oeste en los 80's, me preguntaba cómo y quién volvería a las raíces del sonido con intenciones de hacer Metal por el gusto de romper cosas y sentirse empoderado en la emoción de saberse joven. Luego vino Metallica y mis esperanzas de escuchar viejas glorias casi se desvanecieron... y en medio de la depresión que me causaba saber que el género estiraba la pata, aparece Power Trip.
 

Mi etapa Thrash nunca fue mucha ni intensa, yo si oí y sigo oyendo a los sospechosos habituales del sonido, pero no creo jamás alcanzar el nivel de adoración que tenían por ese estilo algunos de mis amigos y la gente que veía en algún concierto. Es difícil medir estas cosas, pero creo honesto decir que el Black de la época me atraía más, todavía lo hace. Todo esto me hace preguntarme qué carajo puede haber 'florecido' en mí cuando me maravillo ante algo como lo que Power Trip hace con "Nightmare Logic", un disco que perfectamente pudo haber grabado Slayer, Kreator o Anthrax... en el año '83.

"Nightmare Logic" tiene que venir a ser una de las mayores sorpresas del Thrash en varios años, en los que si ha habido algunos discos buenos, quizás "Phantom Antichrist" (2012) de Kreator a la cabeza e incluso en el que algunas bandas nueva ola han mostrado que estilo no está muerto, como Havok o Warbringer, pero es que es este trabajo es tan puramente crudo y enfocado que es casi pueril, como si Power Trip hubiese decidido hacerlo sin saber nada del pasado de este Metal... así me salió, así lo grabé. Me atrevo a pensar que "Nightmare Logic" es tan bueno que ni ellos mismos lo sabían cuando lo hicieron: volcaron ahí su energía y rabia y "...que le guste a quien sea, o no, ¡¡me interesa un carajo!!"... je, je.

Corto (treinta y dos minutos), frontal, intenso, despiadado, joven y sin mariconadas, "Nighmare Logic" es una oda a cómo se hacía el Metal en la prehistoria, cuando Mustaine y Lars andaban juntos. Pero no es copia, es fresco, producto -diría yo- de la emoción que le ponen a la ejecución, una batería a la que hay que cambiarle los cueros luego de cada concierto, una guitarra sencilla y rápida, pero enfocada y trepidante, el bajo haciendo su función de guía melódica y la voz rasgada, que se quiebra en la necesidad de enviar su mensaje, sin necesidad de tonalidades o coloratura.

Todos los temas del disco me parecieron divertidos y el escenario perfecto para iniciar el mosh más grande que el local permita, cualquiera y todos ellos me dejaron agotados, sin necesidad -ciertamente- de ser muy diferentes entre sí, aunque Crucifixation y Executioner's Tax (Swing Of The Axe) sean especialmente llamativos. En resumen, para mi "Nightmare Logic" tiene que ser uno de esos discos necesarios para seguir entendiendo por qué el Thrash le habla al verdadero metalero, diciéndole cosas ni tan sutiles y sin necesidad de mucha explicación.

8.5/10
 

viernes, 21 de abril de 2017

Gyze - "Northern Hell Song" (Melodic Death / Power)

Las bandas japonesas son como ese país, todos creemos que sabemos de él pero se esconden misterios. Desde X Japan para aca, unos treinta años, no hay quien no sienta que cada agrupación y cada nuevo disco japones puede contener una sorpresa, una emoción... ciertamente tienen un aura interesante y difícil de definir. Que me hablen entonces de Melodeath salido del país del sol naciente me causa esa sensación... aquí puede haber algo. Gyze se convierte entonces en una escucha obligada y su nuevo disco "Northern Hell Song", se en una caja de sorpresas.
 

A la banda,-voy a reconocer- no la conocía casi, este es mi primer encuentro serio con ella. Un power trío capaz de hacer un verdadero escándalo, con un vocalista intenso y mucha emoción en su desempeño. Desde que el disco abre se percibe que lo que viene no va a ser flojo, está claro que Gyze tiene las herramientas instrumentales para impactar. Su gran virtud es la fuerte melodía que incorporan al trabajo, excediendo largamente lo que en esa materia acostumbran a realizar bandas de Death Melódico de occidente, esto -es interesante- es su fuerte y a la vez su posible talón de Aquiles.
 
Me explico... Gyze debe ser según mi propia interpretación, una de las bandas a las que le he escuchado recientemente mezclando el Death con tonos amables y elementos Power, incluyendo teclados. Me recordaron casi a cada paso lo realizado por Equilibrium (estos más orientados al Folk) y Kambrium y aunque algunas de sus características no me cautivaron, por ejemplo el exceso en el uso del sintetizador, percibí a "Northern Hell Song" como un disco divertido, con algunos ratos en los que decae un poco en el songwriting, pero con suficiente material como para hacerlo recomendable.
 
Gyze tiene una mezcla diversa de sonidos, además del Melodeath que caracteriza la voz y el Power de su ritmo y melodía, une ciertos coros y hooks que rememoran sonidos Folk, típicamente nor europeos, que se perciben bien logrados, aunque habrá quien les critique que se exceden en el homenaje a esa influencia. Es cierto también que Gyze no logra escapar de la tentación de repetir, a veces casi copiar, sonidos reconocibles de muchas agrupaciones, incluyendo coterraneas, como la mencionada X y Galneyrus, pero creo que tienen mucho Metal en la bolsa y ganas, aunque -como digo- no vayan a ganar un trofeo en originalidad.

"Northern Hell Song" es un disco que no ha recibido mucha publicidad, a pesar de que la banda está firmada por Virgin, lo que se puede notar en una buena grabación, un poco apelotonada quizás por su escaso rango dinámico, pero aceptable. El trabajo es sólido en su presentación pero con poca variedad, tendiendo a sonar similar durante algunas canciones, siendo las más destacables Horkew, Death Bone Blues, Brown Trout y Northern Hell Song.

Hay gente (siempre la hay) a la que me consta que esta banda le causa una gran impresión, me parece que aún cuando suena bien, le falta agregarle algunos elementos distintivos a su ejecución. En todo caso, garantizan un buen rato, aunque empalaguen un poco.

7.5/10
 

martes, 18 de abril de 2017

Ayreon - "The Source" (Metal Opera / Symphonic / Power)

Un trabajo donde se nombran juntos gente como Floor Jansen, James LaBrie, Simone Simons, Nils K.Rue, Tobias Sammet, Russell Allen y Hansi Kürsch, entre otros, tiene que ser oído, se ha ganado el derecho, pero que el lazo que une tal pléyade de estrellas del Metal sea una de las mentes más aclamadas del género, como Arjen Anthony Lucassen, le da otro nivel, ese del que se presiente que cosas buenas vienen, especialmente cuando se recuerda lo que hizo en 2013 con su "Theory Of Everything", una de esas pequeñas joyas del Metal.
 

La idea del trabajo de Ayreon con "The Source" es interesante y bien desarrollada, la historia cautivante, como seguramente habrán tenido ya tiempo de conocer: Del planeta Alpha en la galaxia Andrómeda salen nuestros ancestros huyendo de las máquinas quienes dada su inteligencia, los quieren destruir... friki, pero da para desarrollar mucho. Todo confirmando lo que podría ser catalogado como una de las expresiones superiores de la música, una ópera y en este caso, una Metal Opera.

En lo que a mi respecta la mejor y más importante manifestación metalera de semejantes características fue la realizada por uno de los artistas invitados a "The Source", me refiero a la agrupación paralela de Tobias Sammet, Avantasia y su "The Metal Opera" (2001). Para mi esa es la vara con la que se debe medir cualquier otro trabajo similar. Desde esa perspectiva Ayreon puede sentirse bien sabiendo que la entrega es buena, con sus detalles, pero aprueba el examen.

"The Source" es todo lo imaginativo que se espera de él, tiene a todos los nombres que convierten este doble disco en una maravilla de contribuciones, sin duda no creo que halla existido hasta el día de hoy un trabajo que logre reunir como este lo más granado del Symphonic, Power y Progressive; también lo siento complejo, instrumentalmente delicioso y -como no podría ser de otra manera- una más que excelente muestra técnica en lo que a grabación, arreglos, producción y masterización se refiere. "The Source " es un dechado de virtudes artísticas y técnicas.

Pero... y todo este panegírico me obliga a llegar aquí, es un disco que en la médula, en el elemento musical fundamental, no me impresionó, pudiendo llegar en algunos temas y sectores a sonar blando, hasta flojo y a veces, aburrido. El riff que sirve de guía a "The Source" no es ni parecido a lo hecho anteriormente por Lucassen y en mi gusto particular, se encuentra lejano en lo que en materia de Opera Metal he oído antes y esperaba de este. "The Source" no es malo, ¡no!, es más que aceptable, pero tampoco es emocionante ni definitorio, no deja ese impacto que trasciende los sentimientos. "The Source" no obliga a volver sobre él, esa es la clave, lo que esperaba de Ayreon.

La hora y veintisiete minutos que dura está justificada, la emoción y calidad de las voces de los artistas que prestan su concurso en "The Source" es francamente genial y claramente distinguible, la instrumentación hermosa, incluso el sentimiento impreso por todos los componentes actuales e invitados de Ayreon grita calidad, pero su centro musical, el songwriting, ese componente etéreo que cada uno de nosotros sabemos donde está y que cuando nos alcanza puede cambiarnos, hacernos diferentes, para mi no está presente, al menos no ahora... quizás sea cuestión de darle más tiempo, como pasa a veces.
 
 "The Source" es un buen disco, un proyecto de gran envergadura, con quizás la mejor reunión de músicos del Metal de su tiempo y una excelente manufactura instrumental y técnica, a la que le falta un poco de alma.

7.5/10
 

jueves, 13 de abril de 2017

Cromonic - "Time" (Power)

Cromonic es una banda nueva, conformada por  músicos no tan nuevos, en lo que parece una especie de reunión para recordar buenos tiempos (en los 90's y 2000's tenían una agrupación de cierto éxito que se llamaba Freternia) y que deciden mostrar un disco del más puro estilo Power, llamado "Time", quizás nombrado así por aquello de que todo tiene un momento y se puede demostrar que su música tiene un lugar.
 

Observando que este trabajo está quedando un poco por debajo del radar de muchos (cosa injusta pero más usual de lo que parece) creo casi un acto de reivindicación comentarlo porque sería una lástima que su calidad y clase pasara desapercibida. "Time" es un disco de Power de hechura europea, ultra melódico y con algunos de los mejores riffs, hooks y coros del género en 2017; una inesperada y agradable sorpresa, emocionante, muy rítmico y divertido, de esos con los que se puede hacer un concierto de air-guitar.

Quien me sigue sabe que mi corazoncito metalero sufre de un período oscuro hace años y se inclina más hacia sonidos considerados generalmente menos 'cómodos' a los que Cromonic muestra, pero es que su songwriting es de alta calidad, junto con su buena instrumentación -sin necesidad de elementos estentóreos-, gran guitarra de algunos elementos Neo Classical y la espectacular voz de Pasi Humppi, a quien descubro con este disco y creo que tiene haberle vendido un pedazo de su alma al diablo para lograr esa voz, heredera de lo mejor del género, a nivel -y recordando- lo que hace Bernhard Weiß de Axxis, banda de más de tres décadas.

Todos los temas del disco son audibles y aunque por momentos alguna canción cae en algunos de los clichés usuales, "Time" va generalmente un poco más allá, mostrando especialmente cinco temas fuera de serie, típicamente del estilo, pero con un atrevimiento casi infantil de perspectiva ultramelódica, una verdadera brisa fresca, una cachetada para quien cree que para hacer Power hace falta hacer también el ridículo, me refiero a Another World, Mental Cry, Paradise, Dragonsong y Tale Of Pain, esta última una canción con una gran guitarra y un coro absolutamente devastador, emocionante a niveles ridículos y que queda nominada como competidora a Canción del Año de ELOMC.

Me encantan las sorpresas sonoras, también me hace creer en el futuro del Metal que músicos de 'juventud extendida' tengan tanta música como la que muestra Cromonic, quienes a pesar de tener sus millas de recorrido mantienen emoción, toman sin pena elementos reconocibles de estilos como el Happy, incluso del True y crean, a su vez, un sonido reconocible y memorable. Estos suecos están mostrando que no es falso que de su país están saliendo algunos de los mejores sonidos recientes.

Para aquellos que quieran reencontrarse con el Power, mostrando una de sus mejores galas, no dejen de pasearse por "Time" de Cromonic.

9/10 Tercer nominado a Disco del Año de ELOMC

lunes, 10 de abril de 2017

Cellador - "Off The Grid" (Power)

Una banda que tarda en presentar su segundo disco más de diez años en realidad no luce como que sufrieron una simple demora, no creo que haya realmente lugar a excusas, pero tampoco me parece que nadie las debe estar requiriendo, sencillamente ese grupo dejó de estar en la memoria colectiva de la música, por eso creo adecuado tratar "Off The Grid" como el primer disco de Cellador, una agrupación americana que se inclina por el Power de características típicamente europeas, con elementos tomados y en algunos casos descaradamente copiados de gente como Dragonforce y Helloween.
 

De tal manera que "Off The Grid" como trabajo de 'casi' primera generación me ha parecido divertido pero poco menos que nulo en su contribución. Este es un disco que se siente como de canciones tomadas del 'lado b' de las bandas de las que Cellador toma su inspiración. Es cierto que es veloz y muy melódico, con algunos riffs y hooks buenos, como en Shadowfold y Running Riot, pero realmente me hace preguntarme si cuando mis deseos de Europower afloran no será mejor ir a escuchar a los originales, en vez de a los imitadores.

No se me mal interprete, por 'imitadores' no quiero decir malos ejecutantes, la historia del arte contiene innumerables ejemplos de seguidores de corrientes que incluso resultaron tan admirados como sus maestros (Rafael de Da Vinci, posiblemente el mejor ejemplo). Sin embargo yo soy un poco fastidioso en el sentido de que para destacar, hay que agregar y en "Off The Grid" es casi nada lo que se puede percibir como propio y ahí se produce un problema, porque comienzan a verse las costuras en otros sectores.

Cellador es una banda que suena bien, acoplada, con velocidad y emoción. El teclado le añade toques de virtuosismo y en temas como Off The Grid, se luce. Los coros están bien hechos y en general la banda debe dar un buen espectáculo en vivo. Por otro lado el punto menos destacado de la muestra está en la voz principal que, aun cuando suena bien, no tiene capacidad para alcanzar esos tonos agudos que caracterizan el Power de este tipo, más bien se siente contenida a su zona de confort y con nula intención de arriesgar.

El songwriting de Cellador es solamente aceptable, no esperen encontrarse en "Off The Grid" canciones de esas que se graban en el fondo del cerebro y se van tarareando el resto del día. Y lo que menos me atrajo y posiblemente hará que no regrese por aquí con regularidad es la carencia de elementos distintivos. Hay temas que aunque no son malos y tampoco se pueda decir que son un plagio, ya están por demás escuchados, incluso antes de colocar el disco, como Shimmering Status, y Swallow Your Pride, entre otros... eso me imagino que hizo la banda, se trago su orgullo y prefirió ir sobre seguro bajo el principio de que 'la copia es el mayor halago'.

Es una lástima que Cellador no haya intentado mostrar un pocos sus propias ideas que seguramente y gracias a las indudables capacidades instrumentales que tienen habrían sido capaces de hacerlos brillar. "Off The Grid" es un disco olvidable y que aunque tarden nuevamente diez años en volver, no los hará extrañar, incluso el cover de Cindy Lauper, Good Enough, no hace demasiado por el trabajo.

6.5/10
 

jueves, 6 de abril de 2017

Serenity In Murder - "The Eclipse" (Epic Melodic Death)

"The Eclipse" de los japoneses de Serenity In Murder es su tercer disco, un trabajo que ha atraído miradas por motivos justificados. En primer lugar es una banda que suena muy acoplada, con Emi como una de las pocas féminas que domina el growl, muy a lo Alissa White-Gluz (Arch Enemy), así como un sentido muy épico del sonido Melodeath.


El disco tienen unas cuatro o cinco canciones buenas, quizás The Sea Is... destacando por encima del resto, así como otros temas que se prestan a un buen rato, sin llegar ninguna a desdecir de la banda. En general siento que el songwriting de "The Eclipse" es razonable, con algunos riffs realmente divertidos y una muestra de sensibilidad suficiente. Sin embargo el estilo de Serenity In Murder adolece de la falla (ojo, ese es mi humilde criterio -como siempre-) que muchas bandas japonesas muestran (y de otros sitios) y es el abuso sonidos fáciles o excesivamente épicos.

No creo que llegaría a decir que este es un disco dirigido a los que nos son metaleros, pero que quieren creer que están escuchando Metal... jeje, tampoco es para tanto, pues es verdad que su centro, la excelente voz de la mencionada Emi, es cruda y potente, pero guitarras y especialmente teclado a veces se exceden en el almíbar agregado. El otro defecto que le encuentro al disco es su poca capacidad para fijarse en la memoria, pues luego de terminarlo, con excepción del tema mencionado y quizás Hybrid Evolution, The Revelation (buen ritmo y agresora) y algún otro, se puede sentir haber oído esto en otro lado, varias veces, con demasiadas referencias al teclado J-Metal de X-Japan o a la guitarra de Galneryus.

Ojo, rechazo que el Metal tenga que ser todo el tiempo una clase magistral de Math-Blackened-Avant-Garde-Progresivo-Atmosférico-Conceptual, pues también me gusta divertirme con sonidos fáciles y despreocupados... doncellas, dragones y épica son un placer, pero -a la vez- si creo que una banda debe tratar de diferenciarse, de justificar su existencia... hasta Manowar tiene un nicho, pues la idea debe ser generar cierto impacto, dejar algo. Con Serenity In Murder hay un exceso indulgente y poca novedad.

Me gustó "The Eclipse", sirve para redescubrir que se está haciendo en aquellas zonas aunque creo que mantiene la tendencia del Metal pret-a-porter, pero no por ello les dejo de reconocer el mérito de unas buenas canciones, divertidas y fáciles, aunque sea flor de un día en mi memoria. Claramente tendrían que arriesgar más, siendo ellos mismos -que calidad tienen- para lograr alcanzar cotas superiores.

7.5/10. Excelente portada.
 

lunes, 3 de abril de 2017

Milking The Goatmachine - "Milking In Blasphemy" (Grindcore / Death)

Todo lo que concierne a Milking The Goatmachine es gracioso, su puesta en escena, los títulos de sus temas, su temática y lírica, todo... excepto su música, esa es seria como un ataúd, seria y buena. Esta banda siempre me ha impresionado, a mucha gente no le gusta tomarla en cuenta y otros sencillamente la desprecian, estoy convencido que incluso sin haber escuchado sus discos. Con "Milking In Blasphemy" creo que nuevamente se anotan un éxito, a despecho de quienes no acepten esta visión burlona.

 
El primer trabajo que les conocí, "Goatgrind" (2015). formaba parte de una ya dilatada carrera, ahora con su séptimo disco se muestran tan intensos y agrios como antes, yo diría que manteniendo un nivel que el Metal necesita. Y lo necesita porque el juego metalero tiene que mantenerse rudo para que también se mantenga joven. Bandas como MTG ceban el público menor, el que necesita una válvula de escape y también nos atrae a nosotros, los adultos de 'juventud extendida', quienes -al menos yo- le reconocemos mucha calidad.

Este tipo de discos como "Milking In Blasphemy" son la banda sonora de de una rabieta, de un mosh, de la energía que sale de la testosterona. Su evidente intención de ofender con chillidos de cochino y blastbeats destructores nutre a quienes encontramos placer en el Metal sin florituras. En catorce temas cortos, dos interludios de apenas segundos y un total cuarenta y un minutos, se percibe todo eso, pero con detalles que hablan de calidad musical un tanto inesperada, como unos sentidos solos de guitarras y cambios de ritmo de tendencia Punk, algunos chistes en voces tomadas de palabras de Arnold Schwarzenegger y geniales descaros cochinescos en las que las letras de las canciones no son sino gruñidos... para escándalo de las abuelas, sin duda ser chocantes es su fin y lo logran.

Noto -respecto a su trabajo anterior- cierta mejora en la calidad instrumental general de la banda (eso suele pasar cuando los años transcurren), al menos la misma cantidad de agresión despiadada y que nuevamente incluyen toques melódicos que permiten pasar todo el disco de un tirón sin resentir demasiado el golpe. Temas como Nemesis Bettina -genial-, el homónimo del disco, Goats In A Throne Room y Wolves Upon The Cross son potentes y en general todo el trabajo se muestra bien, a pesar de que no siempre es fácil diferenciar los diferentes temas. La grabación del disco es magistral, registrando un sonido claro y muy bien masterizado, incluyendo nuevamente un inusualmente alto Rango Dinámico de 9 dB, cosa que es en sí misma una rareza

A contracorriente de varios que se sienten ofendidos o quizás no entienden lo que este tipo de Metal busca, lo voy a recomendar, "Milking In Blasphemy" tiene su nicho claramente delimitado y reconozco que no es para todos, pero no creo tampoco que ese sea su objetivo. A pesar de ello salivo de solo pensar ver a Milking The Goatmachine en vivo, pues tienen que ser una verdadera sobredosis de adrenalina. Espero topármelos algún día.

8/10